Obama aterriza en la base de Torrejón de Ardoz para una visita a España de un día

Se verá con el Rey, Rajoy y oposición este domingo

internacional

| 09.07.2016 - 09:53 h
REDACCIÓN
Más sobre: obamaSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

El presidente de los EE.UU., Barack Obama, ha aterrizado minutos antes de las 23.00 horas en la Base Aérea de Torrejón de Ardoz (Madrid) para una visita a España que durará menos de lo previsto inicialmente, debido al tiroteo ocurrido el pasado jueves en la ciudad tejana de Dallas que provocó la muerte de dos policías. Se verá con el Rey, con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y con los principales líderes de la oposición, este domingo.

La visita que iba a comenzar esta noche en Sevilla, ciudad que iba a conocer acompañado por Felipe VI, y que culminaría con varios actos el lunes en Madrid, concentra ahora su agenda mañana, domingo, primero en la capital y después en la base naval de Rota (Cádiz).

Según el programa modificado de acuerdo con la Casa Blanca, Obama será recibido esta noche por el Rey en la base aérea de Torrejón (Madrid), adonde llegará procedente de la cumbre de la OTAN celebrada en Varsovia, en la que ha coincidido con Rajoy.

Fuentes de la Casa Real han subrayado que "la presencia excepcional" del Monarca para dar la bienvenida al presidente se debe "a sus estrechas relaciones personales y las institucionales entre los dos países".

A primera hora de mañana, domingo, el mandatario estadounidense será agasajado en el Palacio Real con una recepción oficial para después mantener un encuentro con Felipe VI.

Zarzuela ha sustituido por este acto el almuerzo que el lunes don Felipe y doña Letizia iban a ofrecer en su honor en el mismo Palacio de Oriente, con un centenar de invitados, y en el que estaba previsto que el Rey y Obama pronunciaran sendos discursos.

Tras su reunión con el jefe del Estado, Barack Obama se desplazará, según fuentes diplomáticas, a la embajada de los EEUU, que encabeza James Costos, para encontrarse con sus funcionarios, y después se trasladará hasta el Palacio de la Moncloa.

Allí le recibirá el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, con quien mantendrá una conversación a la que seguirá una declaración de ambos a los medios de comunicación.

Obama ha convocado después a los líderes de los tres principales partidos de la oposición, el socialista Pedro Sánchez, el líder de Unidos Podemos, Pablo Iglesias, y el de Ciudadanos, Albert Rivera.

Hablará con ellos en la base de Torrejón, desde donde partirá rumbo a Rota a fin de cumplir en esta base gaditana -de uso conjunto por España y EEUU desde hace más de 60 años- con una visita que le permitirá encontrarse con los estadounidenses allí destinados (3.500 entre marines y sus familias).

Antes de regresar a su país, el presidente se dirigirá a las tropas estadounidenses y españolas de una base donde permanecen fondeados desde el pasado mes de septiembre cuatro destructores de EEUU integrados en el escudo antimisiles de la OTAN.

El adelanto del retorno de Obama a Washington ha privado a Sevilla de la presencia del presidente de los EEUU, lo cual ha creado desilusión en la capital hispalense por la mucha expectación que había generado su visita, acrecentada por un gran despliegue de las fuerzas policiales y exhaustivos controles de seguridad.

Estaba previsto que durante la mañana del domingo el Rey le acompañara en una visita por el centro histórico de la ciudad que incluiría los Reales Alcázares y la catedral.

No obstante, el alcalde de Sevilla, Juan Espadas, ha enviado una invitación al presidente para visitar "cuando quiera" con su familia una ciudad que desde hace un mes se venía preparando para acogerle de la mejor manera posible.

También se ha quedado fuera de agenda un encuentro con jóvenes emprendedores en los Teatros del Canal con los que Barack Obama quería terminar el lunes por la tarde la primera visita oficial de un presidente de los EEUU a España en los últimos quince años.