Masacre de rehenes extranjeros en el secuestro de la planta de gas argelina

Hollande habla de "condiciones dramáticas" y Cameron se queja de que la falta de información

Argelia confirma que "aún prosigue" la operación rescate en la planta de gas

Argelia (Argelia)

internacional

| 17.01.2013 - Actualizado: 20:48 h
REDACCIÓN

Al menos 34 secuestrados y 15 islamistas han muerto tras el bombardeo que el ejército argelino efectuó hoy contra la planta de tratamiento de gas donde se encuentran los rehenes, informó hoy la agencia mauritana privada ANI que cita uno de los secuestradores.

"Vamos a retener al resto de los rehenes y los mataremos si el ejército argelino se acerca", dijo a la agencia mauritana, vía telefónica, el portavoz del grupo, que añadió que el jefe del comando, identificado como Abulbaraa, figura entre los muertos.

Abulbaraa ha sido el que ha ejercido de portavoz del grupo en las pasadas horas.

El nuevo portavoz, cuya identidad se desconoce, explicó que los secuestradores trataban de transportar a un lugar más seguro a parte de los r

El Ejército argelino liberó hoy a cuatro rehenes extranjeros retenidos en unas instalaciones de gas desde ayer junto a varias decenas de ciudadanos argelinos y de otras nacionalidades, informó la agencia estatal APS.

La agencia, que citó a fuentes locales, aseguró que la liberación se llevó a cabo durante una operación lanzada por el Ejército, sobre la que no ofreció más detalles ni cifras de posibles bajas. ehenes, a bordo de vehículos de la sociedad que gestiona los yacimientos de gas, cuando la aviación argelina bombardeó el convoy.

Se ignora la nacionalidad de los rehenes que según el portavoz han fallecido.

El secuestrador no hizo ninguna alusión a la huida de treinta de los rehenes argelinos del lugar del secuestro, una información que proporcionaron fuentes oficiales argelinas sin precisar el número total de sus nacionales que permanecen todavía en manos de sus captores.

ARGELIA CONFIRMA QUE "AÚN PROSIGUE" LA OPERACIÓN RESCATE EN LA PLANTA DE GAS

Las autoridades argelinas han confirmado hoy que "todavía prosigue" la operación rescate montada por el ejército para liberar a los cientos de trabajadores que ayer, miércoles, fueron capturados por una banda salafista que se apoderó de una planta de gas en el sur de Argelia.

En una entrevista concedida a la televisión estatal de Argelia, el ministro de Comunicación argelino, Mohamed Said, anunció hoy que "todavía continúa" la operación militar, en la que -dijo- "un número importante de terroristas ha sido neutralizado" y lamentó que en la operación se produjeran "algunos muertos y heridos", aunque dijo que por el momento no podía ofrecer cifras.

Por su parte, la agencia oficial argelina APS, que citó fuentes locales, informó de que el Ejército liberó hoy a unos 600 trabajadores argelinos secuestrados y a varias decenas de ciudadanos extranjeros, pero no dio detalles sobre cómo se llevó a cabo la operación.

El ataque y posterior secuestro han sido reivindicados por un grupo denominado "Los que firman con sangre", perteneciente a la denominada "Brigada de los enmascarados", dirigida por el argelino Mojtar Belmojtar, quien en su momento se desvinculó del grupo terrorista Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI).

El grupo de Belmojtar dijo que la acción es la respuesta al apoyo argelino a las tropas francesas que desde el pasado viernes combaten junto al Ejército maliense contra los grupos yihadistas que controlan las provincias septentrionales de Mali.

Said declaró que se han tomado todas las medidas posibles para preservar las vidas humanas y llevar a buen término la operación militar, que según el ministro es consecuencia del "extremismo de los terroristas".

Por otra parte insistió en que Argelia no negociará con los terroristas y que no aceptará ningún "chantaje" que suponga una ruptura en su lucha contra el terrorismo, marcada oficialmente por su rechazo al pago de rescates o a la concesión de exigencias.

Said también comentó que el gobierno argelino está en contacto permanente con los países que tienen algún ciudadano retenido por los terroristas.

La agencia APS también informó de que 30 rehenes argelinos lograron escapar y fueron recogidos por helicópteros que sobrevolaban la zona.

Según "fuentes sobre el terreno" que la agencia estatal argelina no identificó, "la mitad" de los rehenes extranjeros han sido liberados.

Tras el ataque, los asaltantes dijeron a través de la agencia privada mauritana ANI, su principal vía de comunicación, que mantenía cautivos y con vida a siete ciudadanos occidentales, tres belgas, dos estadounidenses, un japonés y un británico.

Anteriormente, el portavoz yihadista había declarado que 35 secuestrados y 15 captores murieron en un bombardeo que el Ejército argelino efectuó hoy contra la planta gasística cuando los secuestradores trataban de transportar a un lugar más seguro a parte de los rehenes.

Sin embargo, el Gobierno de Argel no ha hecho comentarios sobre estos datos y no ha informado en ningún momento sobre eventuales víctimas, más allá del ciudadano argelino y el británico que murieron ayer durante el ataque a la planta de transformación de gas y otros seis heridos.

El pasado diciembre, tanto Belmojtar como el máximo lider de Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI), Abdelmalek Drukdal, alias Abu Musab Abuludud, amenazaron con lanzar ataques contra los países que participaran en una eventual intervención militar contra los grupos salafistas establecidos en el norte de Mali.

Estas amenazas parecen haberse cumplido y países como Francia y España ya han solicitado a sus ciudadanos "extremar la vigilancia y la prudencia" por "los posibles efectos sobre la seguridad" que se puedan derivar de la intervención en Mali.

HOLLANDE DICE QUE LA OPERACIÓN ARGELINA TIENE LUGAR EN CONDICIONES DRAMÁTICAS

El presidente de Francia, François Hollande, afirmó hoy que la liberación de los argelinos y extranjeros secuestrados en una planta de tratamiento de gas en Argelia se está desarrollando "en condiciones dramáticas".

"El asunto parece que se está resolviendo en condiciones dramáticas", dijo el jefe de Estado francés en una breve comparecencia desde el Palacio del Elíseo, en la que aseguró que no dispone todavía de elementos suficientes para valorar la situación.

Hollande destacó también que el asalto de un grupo cercano a Al Qaeda del Magreb Islámico (AQMI) a la planta de gas "justifica más la decisión de ir en ayuda de Mali".

"Se trata de parar una agresión terrorista e igualmente de permitir que los africanos se movilicen para restablecer la integridad territorial de Mali", señaló en la sede de la Presidencia francesa.

Los últimos datos sobre el secuestro masivo indican que el Ejército de Argelia liberó hoy a unos 600 trabajadores argelinos retenidos desde ayer junto a varias decenas de extranjeros, y que 35 secuestrados y 15 islamistas han muerto tras un bombardeo contra las instalaciones cuando los secuestradores trataban de transportar a otro lugar a parte de los rehenes.

La célula de los "Firmantes con Sangre" se atribuyó la autoría del secuestro y uno de sus integrantes indicó hoy a la agencia privada mauritana ANI que siete ciudadanos occidentales -tres belgas, dos estadounidenses, un japonés y un británico- siguen con vida.

La Unión Europea expresó hoy su total respaldo a la intervención de Francia en Mali y varios Estados miembros ofrecieron su apoyo militar a París, sin descartar la posibilidad de enviar tropas para combatir contra los grupos terroristas que controlan el norte del país.

Tras reunirse con los ministros de Exteriores de los veintisiete países de la UE, la jefa de la diplomacia comunitaria, Catherine Ashton, confirmó que varios gobiernos se han declarado "dispuestos a ayudar y apoyar a Francia por cualquier medio".

En la misma línea, el ministro francés de Exteriores, Laurent Fabius, consideró "absolutamente posible" que algún país pueda enviar tropas de combate a Mali, aunque recordó que la decisión compete a cada Estado.

El ataque del grupo terrorista contra la planta gasística de Argelia se produjo ayer miércoles, días después del comienzo de una operación en Mali contra los yihadistas que controlan el norte del país, apoyada por fuerzas militares francesas.

CAMERON NO FUE INFORMADO ANTES DE LA INTERVENCIÓN MILITAR EN ARGELIA

El Reino Unido no fue informado "con antelación" de la decisión del Gobierno argelino de intervenir militarmente en la planta de gas donde hay retenidos decenas de rehenes, dijo hoy un portavoz del primer ministro, David Cameron.

El jefe del Ejecutivo británico "fue informado de que la operación militar (en Argelia) ya estaba en curso cuando telefoneó al primer ministro argelino a las 11.00 horas GMT", reveló un portavoz de Downing Street, residencia y despacho oficial del jefe del Ejecutivo.

Si bien Cameron aclaró que hubiera preferido haber sido informado "con antelación" de la intervención del Ejército de Argelia, apuntó también que las autoridades argelinas tuvieron que actuar "de forma inmediata".

"El primer ministro está extremadamente preocupado. Es una situación muy grave y seria", dijo esa fuente oficial.

La situación de incertidumbre continúa en la instalación de In Amenas, cerca de la frontera de Argelia con Libia, que la petrolera británica BP opera conjuntamente con la noruega Statoil y la compañía estatal Sonatrach Statoil, desde que fuera atacada este miércoles por un grupo islamista.

Desde entonces, decenas de rehenes extranjeros están retenidos y las informaciones llegadas sobre el incidente no dejan de cambiar.

Según la agencia estatal APS, que cita fuentes locales, el Ejército argelino liberó hoy a unos 600 trabajadores argelinos retenidos desde ayer junto a varias decenas de extranjeros.

Esa información se conoció después de que la misma agencia informara de la puesta en libertad de dos secuestrados escoceses, un keniano y un francés en una operación militar de la que tampoco se conocen lo detalles.

Según "otras fuentes sobre el terreno", que APS no identifica, "la mitad" de los rehenes extranjeros han sido liberados.

Anteriormente, uno de los secuestradores, identificado como Abulbara, aseguró a la agencia privada mauritana ANI que al menos 34 secuestrados y 15 islamistas murieron en un bombardeo efectuado hoy por el Ejército argelino.