Las brigadas gadafistas resisten en la ciudad meridional de Sebha

internacional

| 29.08.2011 - 14:06 h
REDACCIÓN
Más sobre: LibiaSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Las brigadas fieles al huido coronel Muamar al Gadafi resisten el avance de los rebeldes en la ciudad de Sebha, 780 kilómetros al sur de Trípoli, después del fracaso de una mediación para la rendición de la ciudad, informaron medios árabes e insurgentes.

Según el canal catarí Al Yazira, al menos tres insurgentes han muerto y otros diez han resultado heridos en los enfrentamientos en esta localidad, controlada en su mayoría por los combatientes fieles al Consejo Nacional de Transición libio, máxima autoridad rebelde.

El canal, que cita fuentes rebeldes sin identificar, agregó que las fuerzas gadafistas están empleando misiles contra el barrio de Al Qarda.

Por su parte, la página web de los "Rebeldes del 17 de Febrero de Sebha" asegura que las fuerzas fieles a Gadafi han rechazado la mediación para dejar las armas.

"Su respuesta ha sido que o compartimos la nueva libia o no entregaremos las armas", según ha dicho el grupo en su página de Facebook.

Mientras tanto, los rebeldes cercan desde ayer Sirte, el último bastión gadafista, situado en la costa mediterránea a 450 kilómetros de Trípoli, y ciudad natal de Gadafi.

Según los rebeldes, combatientes insurgentes se encuentran a 30 kilómetros al oeste de Sirte y a unos 100 al este, mientras continúan los esfuerzos mediadores para la rendición pactada de la ciudad.

Por otra parte, la organización Human Rights Watch (HRW) aseguró hoy que según sugieren las pruebas que tiene, miembros de la brigada dirigida por Hamis el Gadafi, hijo del líder libio, ejecutó sin juicio previo a 45 detenidos el pasado día 23, en un almacén cercano a Trípoli.

En un comunicado fechado en esa capital y colgado en su página web, esta ONG dedicada a la defensa de los derechos humanos, agregó que dicho almacén se incendió por causas que aún se desconocen.

Según la nota, HRW inspeccionó los "restos carbonizados de los esqueletos" de alrededor de 45 personas el pasado día 27 de agosto en un edificio contiguo al cuartel militar de Yarmuk, en la localidad Salahadin, al sur de Trípoli.