La UE firma un fondo de emergencia de 1.800 millones para frenar la inmigración africana irregular

UE y África sellarán hoy un plan de acción para atajar inmigración irregular

España propone ampliar los países africanos beneficiarios del fondo de la UE

España ya ha comprometido tres millones de euros al mismo

Italia salva más de 800 personas que estaban en peligro en el mar

internacional

| 12.11.2015 - 11:12 h
REDACCIÓN

La Unión Europea (UE) firmó hoy la creación de un fondo fiduciario de emergencia para África para ayudar al continente y atajar la inestabilidad de la región y las causas de la inmigración ilegal, que por el momento solo contará con alrededor de 1.871 millones de euros.

La Comisión Europea (CE), que propuso la medida el pasado 9 de septiembre, quería que este fondo contase con un total de 3.600 millones de euros, 1.800 procedentes del presupuesto comunitario y otros 1.800 de aportaciones nacionales, pero las contribuciones nacionales se limitaron a unos 71 millones de euros.

Grecia, Chipre y Croacia fueron los únicos países de los 28 Estados miembros que decidieron no participar en el fondo fiduciario, indicaron a Efe fuentes comunitarias.

En esta segunda y última jornada, los representantes africanos y europeos sellarán una declaración conjunta que establece un programa de acción a impulsar durante 2016. Se trata de un plan estructurado en cinco puntos y con dieciséis medidas destinadas a contrarrestar el fenómeno de la inmigración irregular en el Mediterráneo central, un fenómeno que agrava además la crisis de refugiados que vive Europa.

Uno de los puntos clave es el que establece políticas para gestionar el retorno de aquellas personas que no logren el estatus de refugiado en la Unión Europea.

En cuanto al fondo fiduciario de emergencia para África, aspira a recabar un monto de 3.600 millones de euros (3.857 millones de dólares: 1.800 millones (1.928 millones de dólares) procedentes del fondo comunitario y otra suma igual de aportaciones nacionales.

No obstante, todo apunta a que esta cifra quedará muy por debajo.

Hasta ahora, 25 de los Veintiocho han confirmado su aportación, si bien la cantidad oscilaría alrededor de los 171 millones de euros (183 millones de dólares), según avanzaron fuentes comunitarias. España ya ha comprometido tres millones de euros al mismo.

Esta cumbre intercontinental irá seguida en esta jornada del jueves por una reunión extraordinaria de jefes de Estado y de Gobierno de la UE para abordar el mismo tema.

ESPAÑA PIDIÓ LA AMPLIACIÓN DEL FONDO A PAISES COMO MARRUECOS Y SENEGAL

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha propuesto hoy en Malta ante el resto de líderes europeos y africanos ampliar los países que podrán beneficiarse del fondo fiduciario de la Unión Europea (UE) para ayudar a África a mejorar sus condiciones de vida y evitar la inmigración ilegal. Lo que ha propuesto hoy Rajoy en su intervención en la cumbre de Malta es estudiar en una próxima fase la ampliación del número de países africanos que se pueden beneficiar de ese fondo e incluir a todos los estados miembros de los denominados procesos de Jartum y de Rabat y que superan la treintena de países.

Además, ha planteado que las acciones para las que se aplique ese fondo comprendan proyectos que se inscriban en cualquiera de los cuatro pilares del Enfoque Global de la Migración y la Movilidad.

Rajoy ha aprovechado para destacar la buena experiencia española en la lucha contra la inmigración ilegal cooperando con los países origen y tránsito de la misma. "Un modelo de actuación -ha dicho- que ayuda, mejor que ninguno, a salvar vidas y luchar contra las redes criminales". De forma especial ha destacado la "valiosa" colaboración de España con Marruecos y Senegal.

Al respecto, ha recordado que el martes se presentó un documento conjunto de España y Marruecos en el que se recogen los principales resultados de esa cooperación.

También explicó que la cooperación con Senegal se ha desarrollado a plena satisfacción en distintas vertientes. Entre ellas, el apoyo en el desempeño de la vigilancia de sus fronteras, la asistencia para perseguir las organizaciones criminales que desde su territorios explotan a sus propios ciudadanos, o el desarrollo de una política de retorno respetuosa con las necesidades de sus economías, sus comunidades y su población.

Para Rajoy, la cumbre de Malta es una oportunidad única para dialogar entre Europa y África en materia migratoria.

A su juicio, la misión mas perentoria y urgente es salvar vidas y evitar tragedias como las que se han vivido en el Mediterráneo, pero también hay que encontrar cauces y poner en marcha cuanto antes mecanismos conjuntos de diálogo y cooperación entre ambas partes para atacar las causas profundas de este problema.

"Si queremos una migración ordenada que maximice estos beneficios, se ha de primar la migración legal, siempre en relación con las necesidades de los mercados laborales, para asegurar así que las personas que llegan a la Unión Europea lo hagan en condiciones de desempeñar una actividad laboral que les permita integrarse plenamente", ha señalado el jefe del Gobierno español.