La región insurgente de Donetsk se autoproclama república parlamentaria

Manifestantes proclaman la independencia de la región ucraniana de Donetsk

internacional

| 16.05.2014 - Actualizado: 16:30 h
REDACCIÓN
Más sobre: UcraniaSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La región insurgente de Donetsk, este de Ucrania, se autoproclama república parlamentaria en la Constitución aprobada por el Soviet Supremo (Legislativo) y que fue publicada hoy por los separatistas. "El Soviet Supremo es el único y permanente órgano legislativo del poder estatal de la república popular de Donetsk", según informa la página web de los rebeldes.

Así lo estipula la Constitución, que establece también que el Soviet Supremo nombra al jefe del Gobierno y a los miembros del Ejecutivo, y destituye a todos los ministros con la excepción de Defensa, Interior y el jefe de los servicios de seguridad.

La carta magna, que reza que el jefe del Estado es el presidente del legislativo, también recoge el procedimiento de ingreso de la república en un Estado federal, que debería plasmarse en un acuerdo bilateral.

"En caso de ingreso de la república en un Estado federal, sería un sujeto federado con los mismos derechos que el resto", señala y precisa que la frontera de la república se corresponden con la de la "antigua región de Donetsk". El documento establece dos lenguas oficiales, el ruso y el ucraniano, y se propone fomentar la diversidad cultural y la igualdad de derechos.

Además, proclama la primacía de religión ortodoxa en la república separatista, aunque permite la libertad de credo. Los líderes separatistas de Donetsk, que el lunes proclamaron su independencia y pidieron el ingreso en la Federación Rusa, ya crearon esta semana sus propias Fuerzas Armadas y han pedido a las fuerzas gubernamentales que abandonen el territorio.

Por otra parte, se proponen boicotear las elecciones presidenciales ucranianas previstas para el 25 de mayo.