La Policía bahreiní permite a los manifestantes retomar a la plaza de la Perla

internacional

| 19.02.2011 - 17:19 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La Policía bahreiní se ha retirado de la plaza de la Perla y ha permitido así que los miles de manifestantes antigubernamentales concentrados este sábado en el centro de Manama retomen esta ubicación, según han informado testigos presenciales.

Algunos manifestantes besaron el suelo de la plaza, otros hicieron fotografías de los aproximadamente 60 vehículos policiales que abandonaban el lugar y todos ellos celebraron su retorno a la plaza.

Anteriormente, el príncipe heredero de Bahréin y vicecomandante supremo de las Fuerzas Armadas, Salman bin Hamad al Jalifa, había ordenado la retirada "con efecto inmediato" de las fuerzas militares que permanecían desplegadas en las calles de Manama, según ha informado la agencia de noticias oficial, BNA.

Sin embargo, la nota oficial indicaba que "las fuerzas policiales de Bahréin seguirán vigilando la ley y el orden". Así, los policías emplearon gases lacrimógenos y cargaron con sus porras contra los manifestantes que habían comenzado a regresar a la plaza de la Perla momentos después de que el Ejército completase su retirada de la zona.

El principal sindicato convoca una huelga

La Unión General de Trabajadores Bahreiníes, el principal sindicato del país, ha convocado una huelga a partir de mañana, domingo, según ha confirmado este sábado un representante sindical de la aerolínea Gulf Air.

En este sentido, el empleado, que ha pedido permanecer en el anonimato, declaró que el sindicato de su empresa "ha dicho a sus miembros que la Unión General de Trabajadores Bahreiníes ha llamado a la huelga a partir del 20 de febrero".

La iniciativa supone una nueva medida de presión sobre las autoridades, que hacen frente desde hace días a manifestaciones antigubernamentales, concentradas especialmente en la capital de la isla, Manama.

El rey Hamad bin Isa al Jalifa encargó el viernes al príncipe heredero y vicecomandante supremo de las Fuerzas Armadas, Salman bin Hamad al Jalifa, que inicie un diálogo con todas las partes para resolver esta crisis social. Sin embargo, el principal bloque de la oposición chií, Wefak, ha rechazado este sábado la oferta de diálogo.