La OTAN critica que Rusia siga desestabilizando el este

Cameron y Rasmussen reciben a Rajoy al inicio de la cumbre de la OTAN

Obama pedirá a los aliados que apoyen sus esfuerzos contra el Estado Islámico en Irak y Siria

Rasmussen pide a Rusia que se retire del este de Ucrania

internacional

| 04.09.2014 - 09:32 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, ha sido recibido a su llegada a la cumbre de la OTAN que comienza hoy en Gales por el secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, y el primer ministro británico, David Cameron.

Con este saludo, el jefe del Ejecutivo español se ha incorporado a la cumbre que se celebra en el castillo de Manor, en la localidad galesa de Newport, cerca de Cardiff, donde se reúnen los jefes de Estado y de Gobierno de los 28 países de la OTAN.

A la sede de la cumbre, Rajoy ha llegado acompañado por el ministro de Defensa, Pedro Morenés, el secretario de Estado de Asuntos Exteriores, Gonzalo de Benito, y el embajador en el Reino Unido, Federico Trillo.

A continuación los jefes de Gobierno posarán para la foto de familia y comenzará la primera reunión de trabajo sobre Afganistán y otra posterior sobre Ucrania.

El presidente del Gobierno defenderá ante los socios de la OTAN la necesidad de que la Alianza dedique una especial atención a la evolución de los acontecimientos en Ucrania y presentará un balance de la contribución española en la misión ISAF en Afganistán.

Durante la cumbre, España mantendrá su oferta de aportar a la OTAN cuatro aviones de combate para la vigilancia aérea en los países del Báltico y el despliegue de una fragata y otros medios marítimos, así como un batallón.

RASMUSSEN PIDE A RUSIA QUE SE RETIRE DEL ESTE DE UCRANIA

El secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, pidió hoy a Rusia que retire a sus efectivos militares de la frontera con Ucrania y que cese su apoyo a los separatistas.

El líder aliado insistió en que el presidente ruso, Vladimir Putin, repliegue a las fuerzas que ha ubicado en la frontera oriental ucraniana, en una intervención previa al inicio de la cumbre que hoy y mañana celebra la Alianza Atlántica en la ciudad galesa de Newport.

"Lo que cuenta es lo que en estos momentos está pasando sobre el terreno", dijo el político danés a la prensa, al tiempo que subrayó que Moscú sigue desestabilizando al país vecino.

"Les seguimos pidiendo que retiren las tropas de la frontera ucraniana, así como el flujo de armas y al apoyo a los rebeldes, y a que se comprometan con un proceso político constructivo, y a que hagan un auténtico esfuerzo para facilitar una solución pacífica a la crisis en Ucrania", agregó.

El secretario general de la OTAN reiteró que "estamos viendo cómo desafortunadamente la presencia rusa está desestabilizando la situación en el este de Ucrania".

Señaló que la cumbre de Gales, de la que es anfitrión el primer ministro británico, David Cameron, se celebra en un momento "crucial" por las diversas crisis internacionales: "En el este (de Europa), Rusia está atacando a Ucrania".

Igualmente se refirió a "la creciente amenaza de la organización terrorista Estado Islámico, que ha cometido atrocidades terribles" y a la "violencia, inseguridad e inestabilidad" de Oriente Medio y el norte de Africa.

Rasmussen subrayó que los aliados darán en los próximos dos días "importantes pasos para contrarrestar esas amenazas y reforzar su defensa", con medidas como la adopción de un plan de reacción inmediata que "mejorarán la capacidad de actuar con rapidez para defender a nuestros aliados cuando sea necesario".

La puesta en marcha de esa fuerza de acción inmediata supone que sus integrantes, de unos 4.000 efectivos militares, podrían entrar en acción en menos de 48 horas para responder a cualquier amenaza a los países de la OTAN.

Rasmussen señaló que para poner en marcha los planes de reforzamiento de la defensa colectiva se necesitarán también "revertir la tendencia a rebajar los presupuestos de defensa".

La Alianza tiene como objetivo que sus países miembros destinen a la defensa el 2 % de sus presupuestos, algo que por el momento solo cumplen Estados Unidos, Reino Unido y Francia, mientras que los demás socios han ido rebajando progresivamente las partidas de defensa como consecuencia de la crisis económica.

Durante la primera jornada de la cumbre, los países analizarán las medidas que de forma individual y en el conjunto de la organización pueden tomar para contrarrestar la amenaza de organizaciones terroristas como la de los yihadistas del Estado Islámico (EI), que actúa en Irak y Siria.

Los aliados también reforzarán su cooperación con Ucrania y abordarán el fin de su presencia en Afganistán después de trece años de la misión de la ISAF, que acaba a finales de este año.

Rasmussen aseguró que en esta cumbre, los aliados van a subrayar "capacidad de resolución, unidad, solidaridad. Rodeados por múltiples crisis, la comunidad transatlántica es un isla de seguridad, estabilidad y prosperidad", además de reforzar los intensos lazos que unen a Europa y Norteamérica. EFE

emm/es