La oposición yemení y el partido de Ali Abdulá Saleh pactan un gobierno interino

Los opositores se quedan con las carteras de Interior y Finanzas

internacional

| 01.12.2011 - 18:14 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El gobernante Partido del Congreso Popular General (PCPG) y la oposición yemení comenzaron hoy a analizar el reparto de las carteras de un gobierno de reconciliación nacional que acabe con la crisis que arrastra el país desde hace diez meses.

Una fuente del PCPG, que pidió el anonimato, dijo a Efe que la oposición propuso dos listas con quince ministerios cada una para que el partido gobernante elija una de ellas, en el marco de la formación de este nuevo gabinete.

La primera, por la que la oposición expresó su preferencia, incluye las carteras de Defensa, Petróleo, Asuntos Exteriores y Comunicaciones, entre las más importantes.

Mientras, los Ministerios de Interior, Finanzas, Información y Cooperación Internacional son algunos de los más destacados de la segunda lista.

La fuente señaló que el partido gobernante pidió un plazo de 24 horas para elegir una de las dos listas propuestas por la oposición, que se encargó de elaborarlas tras un sorteo.

Está previsto que el nuevo gobierno, encabezado por el líder opositor Mohamed Salem Basandawa, incluya 30 carteras, además de cuatro Ministerios de Estado que también serán repartidos por igual entre ambas partes.

Este nuevo gabinete afrontará entre otras tareas el cese de todos los actos de violencia y de los enfrentamientos entre el ejército yemení y las milicias tribales y los militares desertores, así como el lanzamiento de un diálogo con los manifestantes opositores para implicarles en la etapa transitoria.

El pasado 27 de noviembre, el vicepresidente yemení, Abdo Rabu Mansur Hadi, encargó a Basandawa, jefe del Consejo Nacional Opositor, la formación de este gobierno de reconciliación nacional.

La decisión se ajusta a la iniciativa de paz promovida por el Consejo de Cooperación del Golfo (CCG) para Yemen, que implica la renuncia del poder del todavía presidente Alí Abdalá Saleh.

Tras meses de reticencias, el pasado 23 de noviembre Saleh suscribió en Riad la iniciativa del CCG, que estipula que el vicepresidente dirigirá durante dos años el proceso transitorio, a lo largo del cual se enmendará la Constitución y se prepararán comicios generales.

En un primer paso, Mansur Hadi emitió un decreto por el cual convoca elecciones presidenciales anticipadas para el 21 de febrero de 2012.

La revuelta contra Saleh comenzó el pasado enero y ha sumido en una grave crisis política y en una espiral de violencia al Yemen, el país más pobre de la península Arábiga.