La ola de violencia en el norte de Nigeria se cobra un centenar de muertos

internacional

| 05.11.2011 - Actualizado: 22:00 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El número de muertos por los múltiples atentados perpetrados anoche en el norte de Nigeria ronda el centenar. "Sólo en Potiskum, la cifra de fallecidos es de unos 100 y muchos heridos están siendo todavía trasladados a los hospitales", aseguran fuentes policiales, quien afirmó que "el recuento de cuerpos continúa".

Indicó que varias personas armadas atacaron diversas comisarías y barrios de las ciudades septentrionales de Potiskum y Damaturu, en Yobe.

Según esta fuente, en Damaturu, la capital del estado, al menos tres policías perdieron la vida tras un prolongado enfrentamiento contra los asaltantes, sospechosos de pertenecer al grupo islámico radical Boko Haram.

La Policía de Nigeria aún no ha publicado cifras oficiales de fallecidos, tras esta oleada de ataques registrada en las últimas horas de ayer y la madrugada de hoy.

Antes de estos hechos, en Maiduguri, capital del vecino estado de Borno (también en el norte), dos personas murieron al explotar las cargas que transportaban en un vehículo y que pretendían usar contra la sede local de la Fuerza de Intervención Conjunta (JTF, en sus siglas en inglés).

Por su parte, en la septentrional ciudad de Kaduna varios hombres armados atacaron a los fieles que se dirigían a una vigilia en la iglesia de San José y acabaron con la vida de dos mujeres.

Al menos otras 14 personas fueron ingresadas en hospitales de la zona, mientras que un número indeterminado presentaban heridas menores.

Se trata de la sexta vez en los últimos seis meses que un ataque similar tiene lugar en el mayoritariamente cristiano sur del estado de Kaduna.

Estos ataques ocurrieron pocos días después de que la JTF asegurara que se había incautado de unas 5.000 armas en Maiduguri.

Aunque Boko Haram no se ha responsabilizado de los ataques, las fuentes consultadas sospechan que este grupo está detrás de ellos.

Boko Haram, que significa "la educación no islámica es un pecado", lucha por imponer la ley islámica en Nigeria y se ha responsabilizado de numerosos ataques recientes en el norte del país.

Asimismo, se atribuyó la autoría del atentado contra la sede de la ONU en Abuya el pasado 26 de agosto, que causó 24 muertos.

Con alrededor de 150 millones de habitantes, que se integran en más de 200 grupos tribales, Nigeria -el país más poblado de África- sufre múltiples tensiones por profundas diferencias políticas, religiosas y territoriales entre sus comunidades.