Italia pretende recortar 45.000 millones hasta 2013 con sus nuevas medidas de austeridad

Recortará la financiación a los gobiernos locales y regionales

Impondrá un impuesto solidario a las rentas más altas y un incremento de la edad de jubilación

internacional

| 12.08.2011 - 14:42 h
REDACCIÓN
Más sobre: ItaliaSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El nuevo plan de ajuste en el que trabaja el Gobierno de Italia para hacer frente a las dudas sobre las finanzas públicas del país y para lograr el equilibrio presupuestario en 2013 tendrá establece un ahorro de cerca de 45.000 millones de euros en el próximo bienio.

Ésta fue la cifra anunciada hoy por el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, según informaron los medios de comunicación italianos, a los representantes de las regiones durante el encuentro que mantuvieron en Roma y en la que también participó el titular del departamento de Economía, Giulio Tremonti.

Está previsto un plan de ajuste para el ahorro de 20.000 millones de euros para 2012 y de 25.000 millones de euros en 2013, para lograr el objetivo de alcanzar el equilibrio presupuestario en 2013, un año antes de lo previsto inicialmente en un anterior plan de austeridad aprobado en julio.

Tremonti subrayó que esa cifra se obtendrá principalmente a partir de recortes de gasto ya que, aseguró, si el objetivo tuviera que obtenerse a través del incremento de medidas fiscales, no sería considerado válido por Bruselas.

"El Banco Central Europeo (BCE) me ha llamado para decirme que fijar la obtención del equilibrio presupuestario en 2014 no era conveniente. Por ello se ha decidido avanzarlo a 2013", explicó Berlusconi a los presentes en la reunión.

A este respecto, Tremonti señaló que el Ejecutivo tiene como objetivo reducir el déficit público del 3,9 por ciento previsto para este año al 1,6 por ciento en 2012, para lograr el equilibrio en 2013.

Berlusconi señaló que entre las medidas previstas para sanear las cuentas públicas italianas está la de reducir los costes de la política, entre los más altos de Europa, con recortes a los ministerios por valor de 6.000 millones de euros en 2012 y de 2.500 millones en 2013.

El político conservador confirmó también que se introducirá lo que se ha llamado una "contribución a la solidaridad", que iría, según los medios, en la línea de una tasación a las rentas de más de 90.000 euros.

En cuanto a los entes locales y regionales, durante la reunión se abordaron recortes por 6.000 millones de euros en 2012 y de 3.000 millones de euros en 2013.

Asimismo, se trató la posibilidad de liberalizar los servicios públicos locales y de incentivar las privatizaciones.

Unas medidas que han provocado el descontento de los representantes regionales, quienes han lamentado que el 50 por ciento del peso de este nuevo plan de ajuste pesará sobre ellos.

Este encuentro precede en unas horas a la reunión extraordinaria del Consejo de Ministros que se celebrará hoy en Roma en la que se examinarán estas nuevas medidas anticrisis, que está previsto que se aprueben por decreto ley y así poder acelerar su llegada al Parlamento.