El Pentágono levanta la prohibición de que las mujeres sirvan en combate

Lo confirma el titular de Defensa, Leon Panetta, en un acto en homenaje a Martin Luther King

(Autor: www.defense.gov)

internacional

| 24.01.2013 - 18:43 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El Departamento de Defensa de Estados Unidos anunció hoy oficialmente su decisión de levantar la prohibición de que las mujeres participen en primera línea de combate, un paso histórico en las Fuerzas Armadas del país. "Como secretario de Defensa, sé que abrir más oportunidades a nuestros hombres y mujeres uniformados mejor cualificados fortalecerá nuestra habilidad para luchar y ganar guerras", dijo hoy el titular de Defensa, Leon Panetta, en un acto en el Pentágono en homenaje a Martin Luther King.

La decisión permitirá que las mujeres puedan acceder a cientos de puestos en el frente de batalla y potencialmente también en comandos de operaciones especiales a los que hasta ahora no tenían acceso, un cambio que se hará de forma progresiva.

"Cada persona en el ejército de hoy ha hecho un compromiso solemne de luchar y, si es necesario, de morir por la defensa de nuestra nación. (...) Su éxito profesional y sus oportunidades específicas deben basarse únicamente en su capacidad de llevar a cabo las misiones asignadas. Todo el mundo merece esa oportunidad", añadió Panetta.

El secretario de Defensa de EE.UU., Leon Panetta, destacó el "coraje", "sacrificio" y "patriotismo" de las mujeres en las Fuerzas Armadas de su país, al levantar la prohibición de que sirvan en primera línea de combate. Acompañado por el jefe del Estado Mayor Conjunto, Martin Dempsey, Panetta destacó en una rueda de prensa que las mujeres de su país han contribuido "sin precedentes" a la milicia y "han probado su habilidad de servir en un extenso número de destinos".

El portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, aseguró hoy que el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, apoya la decisión del Pentágono.

El portavoz oficial indicó que Obama está convencido de que el país debe continuar trabajando para eliminar "barreras innecesarias basadas en el género para dar servicio" a la nación.

Panetta ha dado de plazo hasta enero de 2016 para que los mandos presenten alegaciones en casos especiales, si creen que alguna posición determinada debe permanecer cerrada.

El pasado noviembre cuatro mujeres militares demandaron al Departamento de Defensa de Estados Unidos para que pusiera fin a la prohibición de que las mujeres no puedan servir en primera línea de combate, por considerar que es una medida inconstitucional.

El Pentágono ya había relajado anteriormente la normativa y en abril del pasado año admitió que las mujeres accedieran a puestos como mecánico de tanques y operadora de radar en la artillería de campo.

De los 1,4 millones de miembros en servicio activo de las Fuerzas Armadas estadounidenses actualmente, 205.000 son mujeres.