El ejército sirio bombardea Alepo y causa varias decenas de muertos

Culmina sus operaciones con ejecuciones sumarias, según la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos

Alepo (Alepo)

internacional

| 27.07.2012 - 17:00 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

Unas cuarenta personas murieron hoy en Siria a causa de los bombardeos indiscriminados de las fuerzas del régimen de Bachar al Asad, sobre todo en Deraa (sur), Damasco y sus alrededores y Alepo (norte), según los grupos opositores sirios.

Los Comités de Coordinación Local (CCL) informaron en un comunicado de la muerte de cuarenta personas, mientras que el Observatorio Sirio de Derechos Humanos documentó 32 civiles y nueve efectivos de las fuerzas gubernamentales en combates con los rebeldes.

En Deraa, muchas de cuyas localidades son blanco de fuertes bombardeos desde hace días, impactaron proyectiles de mortero en los barrios de Yarmuk, Joura y Arbain, así como en la población de Karak.

De acuerdo con el Observatorio, once personas fallecieron en esta provincia fronteriza con Jordania, cinco de ellas por disparos de artillería pesada contra un campo de refugiados.

NUEVOS DESPLAZAMIENTOS DE POBLACIÓN

La violencia en esta provincia ha provocado nuevos desplazamientos de población a Jordania y, según informó hoy el Gobierno de ese país, un niño murió y varios miembros de su familia resultaron heridos al ser disparados por las fuerzas del régimen de Damasco cuando intentaban cruzar la frontera.

Mientras, en la periferia de la capital los bombardeos con helicópteros castigaron principalmente las poblaciones de Daraya y Yalda, que las fuerzas del régimen tratan de recuperar del control de los rebeldes.

También se registraron ente cuatro y seis muertos, según las fuentes, en la ciudad de Alepo, en la que se teme una gran ofensiva de las tropas gubernamentales, que mantienen sitiada la ciudad a la espera de refuerzos militares.

Los bombardeos castigaron principalmente los barrios de Al Fardus, Salahedín, Al Sukari, Al Ansari, Al Mashad y Bustan al Qasr, en manos de la insurgencia.

En cuanto al feudo opositor de Homs (centro), cinco personas perecieron por bombardeos y operaciones de represión del régimen en la ciudad homónima y en la cercana localidad de Al Qusair.

Otra de las provincias más castigadas por la violencia fue Idleb (noroeste), donde se registraron bombardeos y combates entre los rebeldes y el ejército, que afectaron sobre todo a la población de Maaret al Numan.

EJECUCIONES SUMARIAS

Ante este recrudecimiento del conflicto, la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Navi Pillay, acusó hoy al régimen de Al Asad de arrasar zonas controladas por la oposición sin tener en cuenta la suerte de la población civil que las habita.

Pillay denunció los bombardeos de artillería y aéreos, la irrupción de tanques en los centros urbanos y las ejecuciones sumarias, al tiempo que manifestó su preocupación por "la probabilidad" de enfrentamientos a gran escala en Damasco y Alepo.