Dos empresarios canarios asesinados en Panamá

Ya hay tres detenidos por el asesinato de los dos españoles

internacional

| 14.12.2012 - 13:39 h
REDACCIÓN
Más sobre: PanamáSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Dos ciudadanos españoles han aparecido muertos, presumiblemente asesinados, en una finca en la provincia panameña de Colón propiedad de uno de ellos, según han informado los medios locales y han confirmado fuentes del Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación en Madrid. Ambos, hallados muertos en Panamá en circunstancias violentas son el empresario grancanario José Antonio Perdomo Cebrián, de 57 años, y su amigo Miguel Undier, de 47, con doble nacionalidad alemana y española, según han confirmado fuentes de la familia del primero de ellos en Telde (Gran Canaria).

En relación a estos asesinatos ya se han practicado tres detenciones, según confirmaron las autoridades panameñas al embajador de España, Jesús Silva Fernández, mientras prosigue la investigación y no se descartan nuevas capturas. Uno de los tres detenidos es un ciudadano de origen alemán, segun fuentes diplomaticas.

Según los medios locales, al parecer el asesinato se produjo días atrás, lo que se deduce por el estado de los cadáveres, encontrados de manera fortuita por unos trabajadores que pasaban por la finca, localizada en un lugar apartado de la comunidad de Juan Gallegos, unos doscientos kilómetros al norte de la capital panameña.

Las fuentes diplomáticas indicaron que se puede considerar que las dos víctimas son de Canarias, ya que en el caso del alemán, había vivido toda su vida en ese archipiélago español, aunque desde hace unos quince años venía con mucha frecuencia a Panamá y en los últimos tiempos prácticamente había fijado su residencia en esa finca.

El propietario de la finca, situada en una zona selvática de la costa caribeña con muy baja densidad de población y en la que son frecuentes los incidentes con narcotraficantes, llevaba tiempo cuidándola y repoblándola de animales y árboles.

Al parecer, el crimen se debió a "un incidente con cazadores furtivos", aunque eso aún no está totalmente confirmado y por tanto sigue bajo investigación, agregaron las fuentes.

"Parece que se había producido algún incidente con furtivos, que habían entrado en la finca (...) En un momento dado, no se sabe si los empleados de la finca les habían matado los perros (a los cazadores), porque llevaban ya varios incidentes con ellos, y entonces estos, como venganza, fueron allí y se tomaron la justicia por su mano", dijo la fuente.

Horas después del hallazgo de los cadáveres, el ministro panameño de Seguridad, José Raúl Mulino, y el director de la Policía, Julio Moltó, llamaron, en la noche del jueves, al embajador Silva Fernández para informarle de la captura de tres personas sospechosas de estar "directamente involucradas" en el crimen, informaron las fuentes.

El Consulado de España en Panamá ha ofrecido apoyo a los familiares de las víctimas para la repatriación de los cadáveres en caso de que así lo decidan.

El empresario José Antonio Perdomo Cebrián, originario de Telde, en la isla española de Gran Canaria, regentaba un negocio de hostelería rural en Ojos de Garza, población de dicho municipio, y estaba casado con la exconcejala del ayuntamiento de esa localidad Laly Sánchez.