Los dos detenidos en Francia son los terroristas Itziar Moreno y Oier Gómez Mielgo

nacional

| 10.04.2011 - 09:32 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

Los dos miembros de ETA detenidos esta mañana en Francia después de llevar a cabo varios tiroteos contra gendarmes galos entre ayer y hoy son Itziar Moreno y Oier Gómez Mielgo, a falta del cotejo oficial de huellas, han informado a Europa Press fuentes de la lucha antiterrorista francesa.

Estas mismas fuentes han precisado que la identificación de estos dos terroristas se ha hecho a partir de un primer análisis fotográfico y que la confirmación oficial podría tardar varias horas.

Oier Gómez Mielgo era el último terrorista que se encontraba huido de la base de ETA en Obidos (Portugal) y también huyó recientemente de un control de carreteras en el que fue detenida su compañera Jone Lozano.

Por su parte Moreno es una de la etarras más buscadas por las Fuerzas de Seguridad y su foto fue difundida junto a la de otros terroristas, la mayoría ya detenidos.

Francia confirma que la pareja detenida es militante de ETA

Las autoridades francesas han confirmado que los detenidos por disparar contra una patrulla de gendarmes en el centro de Francia, hiriendo a uno de los agentes en un hombro son militantes de ETA, informaron fuentes de la lucha antiterrorista.

Estas mismas fuentes han indicado que tras el arresto, las fuerzas de seguridad trabajan para acreditar la identidad de ambos detenidos, un hombre y una mujer. El operativo se ha desarrollado este domingo en Croze, en el departamento de Creuse (centro de Francia).

El gendarme resultó herido de bala por los disparos efectuados ayer por estos dos individuos que viajaban en un vehículo que recibió la orden de detenerse en un control de carretera. En lugar de parar, abrieron fuego y se dieron a la fuga. El tiroteo ocurrió sobre las 16.30 horas de este sábado en la localidad de Aubusson (Departamento 23) en el centro de Francia, cerca de Limousin.

El varón fue el autor de los disparos que alcanzaron a un agente en el hombro, mientras ella conducía el vehículo en el que lograron darse a la fuga. El gendarme fue trasladado a un hospital y su vida no corre peligro.

El coche llevaba las matriculas dobladas, una práctica habitual en los militantes de ETA. Medios franceses recogían tras el suceso las declaraciones de un oficial galo que aseguraba que el modo de actuar de los huidos "se parece al modo de acción de los etarras".

Estos mismos medios aseguran que cerca de una hora después de este primer incidente estos dos sospechosos habrían efectuado nuevos disparos contra gendarmes en la zona industrial de Meymac, a unos cincuenta kilómetros de la zona donde se estableció el control, pero en este caso no causaron heridos.

COCHE ROBADO MARCA FORD CON MATRÍCULAS FALSAS

Posteriormente, el vehículo, un coche robado de la marca Ford, fue hallado vacío en las proximidades del lugar del tiroteo y las fuerzas de seguridad ya han desplegado un importante dispositivo con perros de rastreo, militares a pie y un helicóptero para intentar localizar a los fugitivos.

Ya en el mes de marzo del año pasado, miembros de la banda terrorista ETA llevaron a cabo un tiroteo en la localidad de Dan Marie Lès-Lys que acabó con la vida del agente francés, Jean Serge Nerín. Se trataba de la primera víctima mortal de nacionalidad francesa de la banda.

Este hecho supone un incumplimiento del alto el fuego general, permanente y verificable declarado el pasado 10 de enero.

PRECEDENTE DE JEAN SERGE NERÍN

Ya en el mes de marzo del año pasado, miembros de la banda terrorista ETA llevaron a cabo un tiroteo en la localidad de Dan Marie Lès-Lys que acabó con la vida del agente francés, Jean Serge Nerín. Se trataba de la primera víctima mortal de nacionalidad francesa de la banda.

Además, en caso de confirmarse la autoría de ETA sobre este nuevo tiroteo, consistiría en un incumplimiento del alto el fuego general, permanente y verificable declarado el pasado 10 de enero.