España cree "insuficiente" la ayuda de 150 millones de euros que propone la CE

Nueve países solicitan que las compensaciones a los agricultores se eleven al 90 o el 100 por 100 de las pérdidas

internacional

| 07.06.2011 - 10:15 h
REDACCIÓN
Más sobre: E.coliSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

España cree "insuficiente" la ayuda que la Comisión Europea ofrece para compensar a los agricultores por las pérdidas causadas por la bacteria "E.coli", dijo la ministra de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, Rosa Aguilar.

Bruselas ha propuesto una ayuda adicional de hasta 150 millones de euros para compensar a los productores hortofrutícolas afectados por la caída de las ventas. La medida implicaría aumentar en un 30 por ciento el precio de referencia de intervención de los productos afectados, según explicó el comisario europeo de Agricultura, Dacian Ciolos.

La ministra española de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, Rosa Aguilar, advirtió hoy de que España "no se conformará" con ayudas insuficientes para paliar los graves daños sufridos por los agricultores como consecuencia del brote infeccioso causado por la bacteria "E.coli".

Al término de una reunión informal de titulares de Agricultura en Luxemburgo dedicada a este asunto, Aguilar se mostró satisfecha por la decisión de la Comisión Europea de revisar el "fondo especial" propuesto hoy, limitado inicialmente a 150 millones de euros para compensar las pérdidas en todo el sector europeo.

"Con cualquier cosa no nos vamos a conformar. La defensa de nuestros productores es plena y total", indicó.

Aguilar no habló de los márgenes de lo que consideraría aceptable, sino que prefirió "esperar la propuesta del comisario" para poder evaluarla.

La ministra explicó que España y otros ocho países (Bélgica, Holanda, Francia, Dinamarca, Grecia, Portugal, Polonia y Alemania) suscribieron hoy un documento que pide que las compensaciones a los agricultores se eleven al 90 o el 100 por 100 de las pérdidas, según el producto.

Para calcular esas ayudas, los estados firmantes solicitan que se tome como referencia los precios medios de cada producto entre 2008 y 2010, fechas más recientes que las que proponía Bruselas.

Además, subrayan que las ayudas deben ir a "todos los productores sin excepción", formen o no parte de organizaciones agrarias, precisó la ministra.

Aguilar aseguró que las ideas planteadas lograron un "amplio respaldo" en el consejo, que subrayó que la Unión Europea es el lugar "adecuado" para dar respuesta a un problema que tiene una dimensión comunitaria.

La mayoría de los países, "casi por unanimidad", se mostró en desacuerdo con la iniciativa planteada por Bruselas, ante lo cual el comisario se comprometió a "mejorar sustancialmente la propuesta de manera inmediata" y presentar una alternativa "equilibrada y acorde con la situación que se está dando", indicó.

La ministra insistió ante sus homólogos en el grave impacto sobre el sector español y pidió a la UE una respuesta "adecuada, justa y acorde".

Por otra parte, explicó que el secretario de Estado español para la Unión Europea, Diego López Garrido, tratará la situación mañana en Berlín y pedirá que Alemania se implique en las campañas de promoción para devolver la confianza en los productos españoles.

Aguilar mencionó ante el resto de ministros la necesidad de "hablar con los países que han cerrado sus fronteras" a los productos hortofrutícolas europeos, y en particular con Rusia, para "despejar cualquier incógnita y que las fronteras se puedan abrir de inmediato".

Por último, España pedirá que la UE "aborde campañas que permitan recuperar el mercado y la confianza en los consumidores y dejar claro que los productos españoles son productos seguros, de calidad y tienen unos precios adecuados".

PROPUESTA DE LA COMISION

La Comisión Europea (CE) propone una ayuda adicional de 150 millones de euros para compensar a los productores hortofrutícolas afectados por la caída de ventas a causa del brote de la bacteria "E.coli" en Alemania, dijo hoy el comisario europeo de Agricultura, Dacian Ciolos.

Este asunto se abordó hoy en un consejo extraordinario de ministros europeos de Agricultura, en Luxemburgo.

La cantidad que propone Bruselas se financiará con cargo a los fondos europeos, en el marco de un mecanismo de crisis previsto en la Política Agrícola Común, y cubrirá las pérdidas en el sector desde el pasado 26 de mayo.

Las compensaciones se añadirán a las que ya están establecidas dentro de la Política Agrícola Común (PAC), que incluyen subvenciones a la intervención y ayudas de Estado.

El fondo especial permitirá compensar el 30 por ciento de las pérdidas sufridas por el sector hortofrutícola, debido a la caída del consumo.

En principio, beneficiará a los productores de pepinos, tomates, lechuga, calabacines y pimientos, tanto agrupados en organizaciones como independientes (estos últimos representan el 64,5 % del sector en la Unión Europea y el 67,6 % en España).

Aunque todos los agricultores podrán recurrir a esas ayudas, los que forman parte de organizaciones se beneficiarán, además, de las subvenciones previstas para situaciones de crisis.

En el caso de España, la ayuda con base a ese fondo sería de 14 céntimos por kilo para los productores de pepino independientes y de 32 céntimos (18 céntimos adicionales, en base a la PAC) para los agrupados en organizaciones, explicaron fuentes comunitarias.

La propuesta de la Comisión se está tratando paralelamente hoy en un comité de gestión (formado por representantes de los veintisiete países comunitarios), que la votará la próxima semana.

Una vez adoptada la iniciativa, las subvenciones se podrán desbloquear en breve, seguramente a finales de junio.

Otros países como Francia, Bélgica, Holanda o Portugal abogaron también por aumentar el porcentaje del 30 % hasta el 90 o el 100 por 100, según el producto.

Los asuntos que se debaten en el comité de gestión suelen respaldar la visión de la Comisión Europea, por lo que se espera que la propuesta comunitaria salga adelante, aunque puede incluir modificaciones, según fuentes comunitarias.