Chávez dice que venció también en votos y reta a la oposición

"Sigan ganando así" afirma dirigiéndose a la plataforma opositora

Reta a la oposición: "les hago un reto: convoquen referendo revocatorio ..."

internacional

| 28.09.2010 - 08:00 h

Telemadrid/Agencias

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Veinticuatro horas depues de las elecciones, el presidente venezolano, Hugo Chávez, afirmó que su partido, el PSUV, obtuvo una "sólida victoria" en las parlamentarias del domingo y refutó la afirmación de la alianza opositora MUD de que tuvo más votos nacionales que el oficialismo.

En una rueda de prensa con medios internacionales, Chávez destacó que el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) venció por circuitos, por estados y por votos en unos comicios que insistió en calificar de "locales", desmarcándose de la idea que atribuyó a algunos analistas de que se trataba de un especie de plebiscito. Sobre la afirmación de la opositora Mesa de Unidad Nacional (MUD), que agrupa a varios partidos, de que logró un 52 por ciento de los votos nacionales, el presidente replicó que "la verdad" al respecto es que el PSUV "sacó 5.422.060 votos y ellos (la MUD) 5.320.175" sufragios.

La alianza opositora "se está robando 520.514 votos" que fueron obtenidos por pequeños partidos como el Movimiento Electoral del Pueblo (MEP), los Tupamaros, e incluso el Patria Para Todos (PPT), un disidente del "chavismo", y los suma a los suyos, dijo Chávez.

"No tienen pena para mentir", añadió el jefe del Estado, en su encuentro con la prensa en el Palacio presidencial de Miraflores al día siguiente de los comicios en los que su partido consiguió una mayoría de diputados pero no los dos tercios (110 de los 165 escaños de la Cámara) que él mismo había puesto como condición de victoria. En repetidas ocasiones durante la campaña que encabezó en diversos mítines y caravanas en todo el país, Chávez pidió a su partido conseguir los dos tercios para poder continuar con "el proceso revolucionario" y en esa marca fijó el triunfo.

En su encuentro de este lunes con la prensa, el presidente ironizó en repetidas ocasiones sobre las declaraciones de victoria de los opositores a quienes dijo con mofa "sigan ganando así" antes de retarles a que convoquen un referendo revocatorio de su mandato para ver si pueden derrotarlo.

"Bueno, como son mayoría y ya yo cumplí tres años y medio de este período, yo les hago un reto: convoquen referendo revocatorio (...) ¿por qué van a esperar dos años para sacar a Chávez de Miraflores?", dijo, en alusión a los dos años que faltan para las presidenciales de 2012 en las que volverá a ser candidato a la reelección.

En su comparecencia, transmitida en su primera hora en cadena obligatoria nacional de radio y televisión, el mandatario también aclaró que en las elecciones del domingo no estaba en juego ni su cargo ni su liderazgo como, a su juicio, quiere hacer ver la oposición.

"Ha triunfado la 'revolución bolivariana'" que obtuvo, dijo, 98 de los 165 escaños de la Asamblea Nacional (UN) unicameral, frente a los 65 alcanzados por la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) y dos del disidente PPT.

"Que no logramos la meta máxima que nos habíamos fijado" de obtener los dos tercios de la cámara, "esa es otra cosa", añadió.

Tras criticar nuevamente a medios internacionales de prensa que, según él, cuentan versiones manipuladas y falsas de la realidad de su país y de su Gobierno, Chávez subrayó que su partido ha obtenido la mayoría absoluta en la cámara con sus 98 escaños, frente a los 65 de la oposición y dos para el PPT, sus ex aliados.

"Ocurrió lo que iba a ocurrir, no ocurrió nada extraordinario. Lo extraordinario hubiera sido que nosotros hubiéramos perdido la mayoría absoluta y sacado 80 diputados o que hubiéramos sacado 130 diputados. Es algo prácticamente imposible, incluso por el mismo método electoral", dijo.

"El método los protege, también a los nuestros. Lo que es igual no es trampa. Ese es el método y nosotros lo aceptamos...el método de Homs", indicó al referirse al sistema de atribución de escaños. "Dado el método y otra serie de variables sabíamos que era imposible que estuviéramos por arriba, en 130", agregó.

Tras la renovación de la Asamblea, que se instalará en enero, "lo que viene ahora es la aceleración de los programas en marcha y el inicio de otros", dijo el presidente, que aludió a programas sociales presentados recientemente.

También habló de dar impulso a los proyectos relacionados con las comunas, la salud y la educación, y planes para sectores de la petroquímica y gas. "Aceleraremos para cerrar el año al galope", afirmó el presidente con respecto a los próximos meses en los que, según opositores y analistas, podría buscar en el oficialista Parlamento saliente la aprobación de proyectos o leyes orgánicas que necesitan para su adopción más de los 98 escaños que tendrá en la futura cámara.