Bruselas expedientará a Francia por discriminación en las expulsiones de gitanos

internacional

| 14.09.2010 - 11:41 h

Telemadrid/Agencias

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La comisaria europea de Justicia, Viviane Reding, calificó hoy de "vergüenza" la expulsión de gitanos en Francia después de que haya trascendido que las autoridades del país ordenaron a la policía en una circular desmantelar campamentos de inmigrantes, en especial rumanos. "Es una vergüenza", aseguró en rueda de prensa Reding, "ningún estado miembro puede esperar un trato especial cuando lo que está en cuestión son los derechos humanos". Bruselas expedientará a Francia por discriminación en las expulsiones.

"No se trata de una ofensa menor en una situación de esta importancia", señaló y citó la gravedad de que dos ministros franceses asegurasen en Bruselas que la medida no implicaba discriminación por raza u origen.

La vicepresidenta de la Comisión Europea y responsable de Justicia, Viviane Reding, ha anunciado que en las próximas semanas expedientará a Francia por discriminación en las expulsiones de gitanos que han venido realizando las autoridades galas durante este verano. "Estoy convencida de que la Comisión no tendrá otra opción que iniciar un procedimiento de infracción contra Francia", ha afirmado Reding en rueda de prensa. "Mi paciencia se está acabando. Basta ya. Ningún Estado miembro puede esperar un tratamiento especial cuando los valores fundamentales y las leyes europeas están en juego", ha resaltado.

El expediente de Bruselas contra Francia se basará en "la aplicación discriminatoria de la directiva de libre circulación de personas" y en "la falta de transposición de las garantías procedimentales contempladas en la directiva de libre circulación", ha explicado la comisaria de Justicia.

Reding ha explicado que el procedimiento de infracción contra Francia se lanzará en dos semanas y que recomendará al presidente del Ejecutivo comunitario, José Manuel Durao Barroso, que aplique un procedimiento "acelerado" dada la gravedad del caso.

"Es importante que cambien no sólo las palabras sino también el comportamiento de las autoridades francesas", ha insistido. "Es escandaloso que una parte del Gobierno francés venga aquí y diga algo y otra parte del Gobierno haga lo contrario en París", ha lamentado.

Ha recordado además que la Comisión ha seguido muy de cerca los acontecimientos en Francia y se dijo personalmente preocupada por una situación que da la sensación de que la gente es expulsada de un Estado miembro de la UE sólo por pertenecer a una minoría étnica. "Es una situación que creo que Europa no tiene que volver a ver tras la II Guerra Mundial", ha subrayado.