Algunos dispositivos de refrigeración de Fukushima-1 vuelven a estar operativos

internacional

| 19.03.2011 - 11:00 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

La Agencia de Seguridad Nuclear de Japón ha anunciado que vuelven a funcionar algunas partes de los sistemas de refrigeración en los reactores dos y seis de Fukushima-1, después de los trabajos para reparar y conectar de nuevo estos componentes a la red.

Concretamente, los técnicos ya pueden hacer uso del generador de emergencia alimentado por gasóleo del reactor número seis. Además disponen de un surtidor en el número de cinco, y de hecho se ha restablecido el circuito de refrigeración de la piscina de combustible residual.

La cadena pública NHK informa por otra parte de que la Agencia admite que el nivel de radiación en el acceso oeste de la central, situado a más de un kilómetro de distancia del reactor número tres, era de 830,8 microsievert por hora a las 8.30 horas del sábado (ocho horas menos en la España peninsular). Media hora después, descendió hasta los 364,5 microsievert.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) sostiene que los niveles de radiación fuera del radio de evacuación de Fukushima-1 no resultan dañinos para la salud humana. Así lo ha anunció el portavoz de la agencia de la ONU, Gregory Hartl, desde la sede central de Ginebra.

El Gobierno japonés ordenó el martes evacuar a toda la población situada a menos de 20 kilómetros de la central nuclear. Asimismo pidió a todos aquellos que se encontrasen a entre 20 y 30 kilómetros que permanecieran en sus hogares.

Muchos países están animando a sus ciudadanos a abandonar el país o alejarse de la central. A su vez, se está multiplicando el número de gobiernos que analizan las importaciones de alimentos procedentes de Japón por temor a la contaminación radiactiva.

A este respecto Hartl opina que ningún alimento de las zonas afectadas pueda haber sido distribuido, informa la cadena NHK. Por ello concluyó que no hay riesgo alguno de que los productos exportados contengan radiación.