Al menos once personas mueren por una explosión en Damasco

internacional

| 05.11.2012 - 17:52 h
REDACCIÓN
Más sobre: siriaSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Al menos once personas murieron este lunes y decenas más resultaron heridas en una explosión ocurrida en el barrio residencial de Al Mezze, en el suroeste de Damasco, informó la agencia oficial de noticias siria, Sana. La fuente, que anteriormente cifró en cuatro las víctimas mortales y en treinta los heridos, explicó que el artefacto explosivo fue colocado en un vehículo y detonado por "un grupo terrorista".

El Hospital Al Muasa ha recibido ocho cadáveres y está atendiendo a 31 heridos, mientras que al Hospital Al Shahid han llegado tres cuerpos y 24 heridos, algunos de gravedad, precisó la agencia. La explosión causó también importantes daños materiales en los coches aparcados en los alrededores, así como en edificios y comercios de la zona.

Por su parte, el opositor Observatorio Sirio de Derechos Humanos apuntó en un comunicado que el atentado fue perpetrado con un coche bomba y cifró en cinco los fallecidos en el citado vecindario, escenario de otras explosiones en los últimos meses.

El pasado 11 de septiembre, una fuerte explosión se registró en Al Mezze frente a la sede del Tribunal Militar de Damasco, mientras que tres días antes un coche bomba estalló en este barrio cerca del Ministerio sirio de Información.

Desde el inicio del conflicto en marzo de 2011, se han producido numerosas explosiones y atentados, la mayoría en Damasco, de los que el régimen siempre ha culpado a "grupos terroristas", como se refiere a la oposición armada.

En esta jornada, también se registró un atentado con coche bomba contra efectivos del régimen sirio en la localidad de Talmeya al Rifeya, en las afueras de Hama (centro), que según la oposición ha causado la muerte a decenas de personas, cifra que la agencia Sana reduce a dos víctimas mortales.