Al menos 11 muertos y 36 heridos en un atentado en el centro de Estambul

Un coche bomba estalló al paso de un autobús policial en el centro histórico y cerca de una parada pública

Erdogan responsabiliza al PKK del atentado y asegura que combatirá al terrorismo hasta el final

El coche bomba fue activado por control remoto y tras la explosión se produjo un tiroteo

España condena el atentado y cree que no hay españoles entre las víctimas

Rajoy expresa su @más firme condena" por el atentado

internacional

| 07.06.2016 - 08:02 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El terrorismo golpeó hoy de nuevo a Estambul, la principal ciudad turca, justo al comienzo del sagrado mes musulmán de Ramadán cuando un coche bomba estalló al paso de un autobús de la policía, dejando a once personas muertas y 36 heridas. El atentado, atribuido por el Gobierno y la presidencia de Turquía a la guerrilla kurda del PKK, sucedió en el histórico barrio de Beyazit Vezneciler, cerca de una universidad y de varios importante lugares turísticos, como el famoso Gran Bazar.

La bomba estalló en un coche alquilado unos días antes del atentado y la policía detuvo hoy a cuatro personas supuestamente relacionadas con el vehículo, informó la emisora CNNTürk.

"No es una novedad que la organización terrorista (como se suele referirse al Partido de los Trabajadores de Kurdistán PKK) extienda sus ataques a las ciudades", dijo el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, tras visitar a unos heridos en una clínica en Estambul.

Siete de los fallecidos son agentes de la policía y cuatro son civiles, mientras que al menos dos heridos están en estado crítico.

"Hay que decir una cosa clara: los terroristas no hacen diferencias entre civiles y policías, o soldados y civiles", dijo el presidente turco. "Vamos a luchar contra el terrorismo hasta el final. Siento mucho las muertes, pero esta lucha tiene un coste. Continuaremos hasta el final", aseveró Erdogan ante la prensa.

El primer ministro, Binali Yildirim, por su parte, destacó el hecho que el ataque sucediera justo al comienzo de Ramadán.

"Organizaciones terroristas que atacan inocentes civiles en los primeros días de Ramadán demuestran una vez más que están en contra de la humanidad y contra todos los valores humanitarios", señaló el primer ministro en un comunicado.

"No importa lo que pase, el estado de Turquía nunca hará concesiones en la lucha contra el terrorismo", concluyó Yildirim.

La oposición condenó el ataque y el colíder del pro-kurdo partido HDP, Selahattin Demirtas, apeló a todos los partidos políticos a unir sus fuerzas contra el terrorismo. "Unámonos como líder de cuatro partido para detener la violencia. Si no podemos resolver este problemas en un tiempo razonable, entonces todos deberíamos dimitir", dijo el político kurdo.

El ataque sucedió a las 08.40 hora local (05.40 GMT) cuando el vehículo con los agentes circulaba cerca de una parada pública de autobuses y la bomba fue activada por control remoto.

Los daños causado son considerables, incluyendo en la histórica mezquita de Shehzade Pasha, así como varios vehículos calcinados y el autobús policial parcialmente destruido.

NO HAY ESPAÑOLES ENTRE LAS VÍCTIMAS

El Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación no tiene constancia de que haya españoles entre las víctimas del atentado en Estambul, Según fuentes diplomáticas, los servicios consulares del Ministerio han activado sus protocolos sin que, por el momento, se tenga constancia de que algún español se encuentre entre las víctimas.

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación en funciones, José Manuel García-Margallo, ha asegurado, en una entrevista radiofónica, que estaba manteniendo contactos con la Embajada de España en Turquía para determinar si había españoles afectados por el atentado, así como para conocer la autoría del mismo.

Preguntado sobre si le preocupa la seguridad de cara a la Eurocopa de Francia, el jefe de la diplomacia española subrayó que el autodenominado Estado Islámico (EI) es una "organización que utiliza el terror pero no es sólo terrorista". Opina que esta organización es un "proto-estado" que controla territorios en Siria e Iraq y, "lo que es más preocupante para nosotros", Libia, "que lo tenemos cerca de casa".

En estos lugares, dijo, tiene acceso a recursos naturales que exporta, "por lo tanto tiene su financiación asegurada", recluta gente, los forma y está realizando un ataque propagandístico de primera magnitud. "Que atente a objetivos que les dé máxima publicidad es posible", sentenció.

El Gobierno ha condenado el ataque terrorista perpetrado en el centro de Estambul. A través de un comunicado del Ministerio de Asuntos Exteriores, el Ejecutivo expresa su pésame a los familiares de los fallecidos y su deseo de una pronta y completa recuperación a los heridos.

"España reitera su plena solidaridad con el pueblo y las autoridades de Turquía en su lucha contra la barbarie terrorista, así como su firme propósito de seguir cooperando para acabar con esta lacra", añade. El Gobierno turco y numerosos analistas consideran el TAK simplemente una "marca subsidiaria" del PKK, utilizada para reivindicar atentados que podrían dar mala imagen a esta guerrilla, por ejemplo, si provocan la muerte de civiles.

El PSOE también ha condenado condena el atentado de Estambul y ha pedido "unidad" y cooperación contra el terrorismo. Las repulsa internacional por el atentado no se ha hecho esperar y todos los países europeos han hecvho llegar sus condolencias a Turquía, también la Unión Europea.

ESTADO DE ALERTA POR AMENAZA TERRORISTA

Turquía se encuentra en estado de alerta por amenaza terrorista y Estambul ha sido escenario este año de dos atentados suicidas atribuidos al grupo yihadista Dáesh (Estado Islámico) en lugares turísticos y que causaron una quincena de muertos.

Los analistas en los medios turcos también señalan al PKK como responsable del atentado porque la forma en la que se llevó a cabo recuerda a otros ataques parecidos.

El pasado marzo un atentado suicida con coche bomba del grupo armado "Halcones por la Libertad de Kurdistán" (TAK, en sus siglas en kurdo) cerca de una parada de autobuses urbanos en Ankara causó 37 muertos y más de un centenar de heridos.

Este mismo grupo se reivindicó también un atentado en febrero contra un convoy militar en el centro de la capital, cometido con un coche bomba conducido por un suicida y que causó 28 muertos, en su gran mayoría militares.

El grupo armado se presenta como una escisión radical del Partido de Trabajadores de Kurdistán (PKK), la guerrilla kurda de Turquía, y se ha atribuido diversos ataques y atentados contra civiles desde 2004, si bien se sabe muy poco de sus estructuras o fines.

El Gobierno turco y numerosos analistas consideran el TAK simplemente una "marca subsidiaria" del PKK, utilizada para reivindicar atentados que podrían dar mala imagen a esta guerrilla, por ejemplo, si provocan la muerte de civiles.

Los Gobiernos del Reino Unido, Alemania y Estados Unidos emitieron hoy sendas advertencias para sus ciudadanos desplazados en Turquía y les pidieron alejarse de la zona atacada hoy y mantenerse especialmente vigilantes.