El Kremlin acusa a Ucrania de una "muy peligrosa provocación" en el Mar Negro

Un buque de guerra ucraniano y un remolcador permanecen en el puerto de Kerch
Un buque de guerra ucraniano y un remolcador permanecen en el puerto de Kerch

"Este asunto será abordado en el Consejo de Seguridad a iniciativa de Rusia. Estamos hablando de una provocación muy peligrosa que exige una atención y una investigación especiales". Así se ha expresado Dmitri Peskov, portavoz del Kremlin, en referencia al último conflicto entre Rusia y Ucrania, cuando los guardacostas rusos apresaron el domingo tres barcos de la Armada ucraniana e hirieron a varios de sus tripulantes, después de que estos supuestamente violaran sus aguas territoriales.

Peskov adelantó que la Cancillería emitirá un comunicado en el que explicará en detalle lo ocurrido el domingo en las costas de Crimea cuando la flotilla ucraniana se dirigía al estrecho de Kerch. Mientras, el ministro de Exteriores, Serguéi Lavrov, calificó en una rueda de prensa el incidente del domingo de "inequívoca provocación".

"Se infringieron aspectos clave del derecho internacional"

Lavrov subrayó que "la violación tuvo lugar con métodos muy peligrosos: unas maniobras en un pequeño estrecho. Por supuesto, eso podría haber causado amenazas y riesgos para el tránsito normal de buques en esas aguas". Además, criticó los planes de Ucrania de imponer el estado de excepción, algo que la Rada Suprema o Parlamento ucraniano podría hacer hoy mismo, y llamó a los socios occidentales de Kiev a "calmar" a las autoridades ucranianas.

Rusia admitió haber abierto fuego el domingo por la tarde contra los buques ucranianos en sus aguas territoriales cerca de Crimea con el fin de obligarles a detenerse, aunque Ucrania mantiene que el ataque tuvo lugar en aguas neutrales y cuando sus barcos ya navegaban de regreso al puerto de Odessa en el mar Negro. Eso ocurrió después de que Moscú decidiera cerrar el estrecho de Kerch para impedir el acceso de los buques ucranianos en el mar de Azov.

El presidente de Ucrania exige a los dirigentes rusos la "inmediata" liberación de los tripulantes

Según la Presidencia ucraniana, Poroshenko abordó este lunes este asunto por teléfono con el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg.

La Armada ucraniana denunció que en el ataque perpetrado por los guardacostas rusos resultaron heridos seis militares -algunas fuentes hablan de la hospitalización de tres de ellos-, aunque se desconoce el número de tripulantes que iban en los tres buques apresados.

La Defensora del Pueblo ruso, Tatiana Moskalkova, informó de que las fuerzas de seguridad rusas están interrogando a los tripulantes ucranianos.