Una inmensa tormenta de arena se traga la ciudad de Phoenix

Una inmensa tormenta de arena se traga la ciudad de Phoenix

Una tormenta de polvo del desierto con un frente de 80 kilómetros se ha tragado durante unas horas la ciudad de Phoenix en Arizona. Con la apariencia de un gigantesco mar de nubes la arena ha ido avanzado por todo el área metropolitana, hasta cubrirla.

El fenómeno meteorológico ha reducido la visibilidad obligando a las autoridades a desviar a otros aeropuertos el tráfico de aviones. La nube de arena estuvo acompañada de fuertes vientos y de varias tormentas eléctricas.