160.000 desplazados por la ofensiva del Ejército iraquí para recuperar Mosul

Desplazados en Mosul
Desplazados en Mosul

Un total de 160.000 civiles se han visto desplazados por la ofensiva del Ejército iraquí para expulsar al grupo terrorista Estado Islámico (EI) de la provincia de Nínive y su capital, Mosul, informaron hoy fuentes oficiales.

Los desplazados han sido acogidos en cinco campamentos ubicados en las provincias de Nínive y Saladino, y en la región autónoma del Kurdistán iraquí, anunció el ministro iraquí de Migraciones, Yasem Mohamed al Yaf

Las autoridades tienen capacidad para dar cobijo a otras 120.000 personas en esos campamentos, según Al Yaf.

Por otra parte, 20.000 desplazados han regresado a sus hogares después de que el Ejército liberase sus poblaciones en la provincia de Nínive o los barrios en que vivían en la mitad oriental de Mosul, añadió Al Yaf.

El Ministerio de Migraciones, en coordinación con la cartera de Transporte, ha facilitado autobuses para trasladar a los civiles a sus hogares, según la nota.

La ofensiva para expulsar el EI de la provincia de Nínive comenzó el pasado 17 de octubre, está liderada por el Ejército iraquí y tiene el apoyo de las fuerzas kurdas "peshmergas", otras milicias y los aviones de la coalición internacional. Las fuerzas iraquíes repelieron hoy un ataque del grupo terrorista Estado Islámico (EI) en el aeropuerto militar de Tel Afar, ubicado a unos 75 kilómetros al oeste de Mosul, en el norte del país.

El comandante de las operaciones militares de la provincia de Nínive, el general Naym al Yaburi, dijo a Efe que el Ejercito iraquí y las milicias chiíes Multitud Popular frenaron el asalto de los yihadistas.

Las fuerzas iraquíes detonaron tres coches bomba, destruyeron dos vehículos armados con ametralladoras y mataron a 23 terroristas que intervinieron en la acción, según el general.