El TU134, un avión comercial con casi cincuenta años de vida

accidente_avion_470
Tupolev 134 ruso |archivo

El TU134, tipo de avión accidentado hoy cerca de la ciudad rusa de Petrozavodsk con el resultado de 44 ocupantes muertos, es uno de los aparatos comerciales más veteranos en uso, pues en 2013 se cumplirán cincuenta años de su primer vuelo, entonces bajo la denominación TU124A.

Según la empresa fabricante, Tupolev -con casi noventa años de historia en la aeronáutica rusa-, se han fabricado 852 unidades de este aparato en sus distintas versiones, de los que "varios centenares", indica la página corporativa de la compañía, operan todavía en Rusia y otros países.

La capacidad máxima de esta aeronave, un birreactor con los motores colocados en la parte trasera del fuselaje, es de 76 personas y su radio máximo de acción es de 2.000 kilómetros. Vuela a entre 850 y 900 kilómetros por hora.

Fue el primer avión de la entonces Unión Soviética que recibió la autorización para vuelos internacionales en territorios fuera de la URSS.

Varios de estos aparatos han sido acondicionados como aviones charter "VIP", con acabados lujosos en su interior y son muy utilizados por empresarios y hombres de negocios rusos.

Rusair, la compañía propietaria del avión accidentado anoche, se dedica precisamente a esta actividad y utiliza tanto los TU134 como los Yakolev YAK40 (trimotores) para ello.