Nueva polémica racial con la policía de Estados Unidos

Un policía de Georgia, uno de los estados más importantes de EE.UU acaba de parar a una mujer que se había saltado un stop. Todo parece normal en una situación en la que la mujer tiene mucho miedo por si le pueden disparar. Además dice que ha visto muchas noticias relacionadas con malentendidos entre policías y ciudadanos.

En último lugar, la conductora dice: "No puedo bajar mis manos, lo siento..." Sin embargo, lo más inquietante viene en la contestación del agente: "Pero usted no es negra. Recuerde, solo matamos a gente negra. Sí, solo a gente negra".

Las autoridades investigarán esta situación de mal gusto. Un nuevo episodio en la historia de los polémicas raciales que está viviendo el país americano.