Multitudinaria celebración de la fiesta del cordero en La Meca

El mundo musulmán celebra este sábado la fiesta del cordero. Esta jornada, junto con el Ramadán, es considerada una de las principales festividades del Islam, y coincide con el décimo día del último mes del calendario islámico.

En varios países, la Fiesta del Cordero puede variar uno o dos días en función del cálculo del calendario musulmán, por lo que en algunas zonas se celebrará el próximo día 6 de noviembre.

La jornada se estructura en tres partes (la oración, el sacrificio y la celebración familiar) y se sacrifica un cordero por cada familia en función de su capacidad económica.

A diferencia de las tradiciones cristiana y judía, en la islámica el hijo que iba a ser sacrificado es Ismael, no Isaac, aunque las tres concuerdan en el desenlace del cordero que fue sacrificado finalmente.

En Arabia, los peregrinos se dirigen a la ciudad Santa de Mina, donde lapidan a las tres columnas que representan a Satanás, rechazando simbolicamente las tentaciones. Después de este rito los hombres se rapan el pelo, listos ya para celebrar la fiesta del cordero.

Las fuerzas de seguridad saudíes han revelado que hay 63.000 efectivos disponibles, entre ellos 16 unidades especializadas en el control de aglomeraciones y 150 especialistas en la desactivación de explosivos.