Maduro viaja a La Habana para ver a Chávez

Maduro, el heredero de Chávez
Maduro, el heredero de Chávez |Telemadrid

El vicepresidente venezolano, Nicolás Maduro, anunció que hoy viajará a La Habana para ver al presidente Hugo Chávez y darle las "buenas nuevas de un pueblo trabajando" en el día en el que el gobernante cumple un mes desde que fue operado.

Maduro informó de su nuevo viaje a Cuba en un acto con gobernadores socialistas para planificar el programa de construcción de viviendas del año.

El vicepresidente dijo que va a visitar a la familia del gobernante, a reunirse con el equipo médico y trasladarle al "comandante-presidente" las "buenas nuevas de un pueblo trabajando haciendo revolución, con coraje, con disciplina".

Chávez fue operado el 11 de diciembre en Cuba de un cáncer de cuya naturaleza no se ha informado oficialmente, en una cirugía "compleja" y "difícil" en la que hubo "complicaciones".

De acuerdo con los últimos informes del Gobierno, la salud de Chávez es "estacionaria" y sufre una insuficiencia respiratoria como consecuencia de una severa infección pulmonar.

Maduro dijo que ya está en La Habana la presidenta de Argentina, Cristina Fernández, a la que llamó "una hermana de batalla, de lucha".

Añadió que "también va a estar el compañero de lucha de nuestro comandante Hugo Chávez, el comandante Ollanta Humala, presidente del Perú, así que vamos a cumplir en las próximas 24 horas un conjunto de actividades".

Humala ha informado de que su visita a Cuba, hacia donde viajó hoy, es para promover una ampliación del Acuerdo de Complementación Económica con ese país y los convenios de cooperación técnica y de reconocimiento de títulos de educación superior, entre otros asuntos, aunque no mencionó una posible reunión con Chávez.

Maduro explicó que durante su estancia en Cuba quedará encargado de la vicepresidencia ejecutiva, como ya ha ocurrido en anteriores ocasiones, el ministro de Energía Eléctrica, Héctor Navarro.

Chávez no pudo asistir el jueves al acto de su investidura presidencial para el periodo 2013-2019, para el que fue reelegido en octubre pasado, debido a su estado de salud.

El Tribunal Supremo dictaminó que el presidente puede cumplir con esa toma de juramento una vez se recupere, y avaló la continuidad del Gobierno, que, en ausencia de Chávez, encabeza Maduro.