Maduro pide a Leopoldo López que acepte mediación de Fiscalía y se entregue sin show

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, ha pedido al dirigente opositor Leopoldo López que acepte la mediación de la Fiscalía y se entregue "sin shows", asegurando que hay planes de ultraderecha de matarlo para generar una crisis política.

"Lo mejor de todo es que aceptes la mediación, Leopoldo López, que ha iniciado la Fiscalía con el apoyo de nuestro gobierno para que su entrega ante los tribunales sea en paz, con tranquilidad y sin show", indicó Maduro en un acto transmitido por cadena de radio y televisión desde el palacio presidencial de Miraflores.

Maduro ha acusado a López de instigar los incidentes que se produjeron el pasado miércoles tras una marcha pacífica de estudiantes contra las políticas del Gobierno que acabó con enfrentamientos que dejaron tres muertos y decenas de heridos.

Un tribunal de Caracas dictó ese mismo día en horas de la noche una orden de aprehensión contra el líder del partido Voluntad Popular por varios cargos, entre ellos, homicidio y terrorismo. López convocó a una marcha el próximo martes por Caracas para que le acompañe hasta la sede del Ministerio del Interior donde se presentará solo y entregará un pliego de peticiones.

En un vídeo colgado en su cuenta de Twitter, el político señala que estará allí "para dar la cara" y pide que sus seguidores le acompañen vestidos de blanco hasta un punto desde el que caminará solo.

El presidente venezolano aseguró que la familia de López, a la que, dijo, respeta "totalmente", informó al Gobierno de que llevaba tres días viendo a gente con uniformes del Servicio Bolivariana (Sebin) merodeando la casa con armas de guerra.

Según Maduro, ningún equipo del Sebin estaba buscando a López. "Hubo una persona que yo designé para que se comunicara con la familia de Leopoldo López porque además ya estaban cruzando información de que la ultraderecha estaba buscando a Leopoldo López para provocar una tragedia y echarnos la culpa a nosotros", dijo.

"Señor López, aquí está la Justicia acepte la mediación de buenos oficios que ha iniciado la Fiscalía, que apoyo yo como jefe de Estado (...) para que no haya show, para que haya seguridad", dijo.

Maduro insistió en que "la ultraderecha una vez más en su locura para provocar la crisis política que no han podido han pensado en acabar con su vida señor López" para después ir a una "guerra entre hermanos"

"Nosotros haremos todo lo posible para evitar eso (...) incluso me pasó por la mente detener la búsqueda, me pasó por la mente pero legalmente no puedo porque quien manda es la Fiscalía", agregó.

MADURO ACUSA A ESTADOS UNIDOS DE EXIGENCIAS INACEPTABLES

Asimismo que Estados Unidos le hizo exigencias "inaceptables" para que dialogue con la oposición, libere detenidos y detenga las medidas judiciales contra el opositor Leopoldo López y apuntó que su Gobierno "no recibe órdenes de nadie".

"Estas son exigencias inaceptables, insolentes que yo también mandé a responder diplomáticamente, como debe ser y ya se transmitió al Departamento de Estado, no acepto amenazas de nadie en este mundo", dijo el presidente durante una alocución que ofreció en el palacio de Miraflores para hacer "importantes denuncias".

El presidente comentó que el embajador de Venezuela ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Roy Chaderton, recibió un mensaje del subsecretario adjunto para América Latina del Departamento de Estado de Estados Unidos, Edward Alex Lee.

En él, narró Maduro, exigía al Gobierno de Venezuela que se siente a dialogar con la oposición y que dejen en libertad a los detenidos por los disturbios recientes.

"Y en tercer lugar (...) dijo exactamente las palabras que voy a leer: 'el arresto del señor Leopoldo López podría causar muchas consecuencias negativas con sus ramificaciones internacionales' y solicitó que se detuvieran las medidas judiciales'", dijo el presidente.

"El gobierno de los Estados Unidos de Norteamérica, saca el rostro el diablo", señaló y agregó que Venezuela contestó a estas solicitudes con un "extraordinario comunicado en el que respondieron al secretario de Estado de los Estados Unidos, John Kerry, que se pronunció a favor de López en unas declaraciones que ofreció ayer.

CAPRILES ACUSA AL GOBIERNO DE UN PLAN PARA CONTINUAR PROTESTAS Y TAPAR PROBLEMAS

El líder de la oposición venezolana y gobernador del céntrico estado de Miranda, Henrique Capriles, acusó al Gobierno de Nicolás Maduro de tener un plan para mantener las protestas en el país con infiltrados violentos con el fin de enmascarar los verdaderos problemas del país.

"Es obvio que aquí hay un plan para tratar de tapar los graves problemas que vive el país", dijo Capriles durante una conferencia de prensa en la que señaló que "es obvio" que "el gobierno infiltra para tratar entonces de convertir la protesta pacífica en un foco de violencia".

Asimismo, recomendó al ministro de Interior, Miguel Rodríguez, que haga "los esfuerzos a lo interno para retirar a los infiltrados, a los violentos (...) y desarmar a los grupos paramilitares de este Gobierno".

Rechazó las declaraciones de Rodríguez en las que manifestó que estaban evaluando la retirada de la Guardia Nacional (GN, policía militarizada) y de la Policía Nacional del municipio de Chacao, en el este de Caracas, donde gobierna Capriles, y donde han sido reprimidas protestas violentas, para dejar a la Policía de Miranda esa tarea.

"Escuchaba unas declaraciones hace un rato del mayor general Rodríguez Torres, si sacan a los infiltrados y a los violentos que mandan a Chacao, estoy seguro de que no hará la falta ni la GN ni la Policía Nacional ni la Policía de Miranda y no hará falta nada", dijo.