Lagarde no descarta que Grecia quiebre y tenga que salir del euro y de la UE

Venizelos: "Grecia está al borde del abismo", muchos quieren que deje el euro
Venizelos: "Grecia está al borde del abismo", muchos quieren que deje el euro |Telemadrid

Al borde del abismo económico. El Fondo Monetario Internacional alerta de que Grecia sigue estando muy cerca de la quiebra, a pesar de los durísimos planes de ajuste. Christine Largarde, no descarta incluso que el país tenga que salir del Euro y de la Unión Europea. Las declaraciones de la directora del FMI son la última voz de alarma sobre el peligroso horizonte en el que se puede sumir el país tras las elecciones anticipadas que se celebrarán el 6 de mayo. A sólo unas semanas de la aprobación de su segundo rescate Bruselas y Atenas temen que el país pueda verse obligado a pedir un tercero, por el estado de sus finanzas públicas.

La directora general del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, advierte de que Grecia aún no ha vadeado la bancarrota por completo, a pesar de las medidas de austeridad aprobadas por el Gobierno heleno.

En una entrevista concedida a la cadena norteamericana CBS que se emitirá este domingo, Lagarde no descarta que Grecia vaya a quebrar, ni que, como consecuencia, se vea forzada a salir del euro y de la Unión Europea (UE).

Estas declaraciones suponen la última voz de alarma sobre la coyuntura en la que se puede sumir Grecia tras las elecciones anticipadas que se celebrarán el 6 de mayo, ya que un cambio de las fuerzas políticas que integren el Gobierno podría poner en peligro las condiciones bajo las que Atenas aceptó el segundo rescate financiero.

No pasó más de una semana desde que se aprobara el segundo paquete de rescate a Grecia cuando el comisario europeo de Asuntos Económicos, Olli Rehn, dejó entrever que Atenas podría verse obligado a acogerse a un tercer rescate debido al estado de sus finanzas públicas. Desde entonces, diversos dirigentes europeos también se han pronunciado en este sentido y hasta el primer ministro, Lucas Papademos, no ha rehusado dicha posibilidad.

SCHÄUBLE

Mucho más crítico se muestra el ministro de Finanzas de Alemania, Wolfgang Schäuble, que, en una entrevista con la misma cadena, recrimina a Grecia que, a modo de "chivo expiatorio", achaque a Berlín la situación en la que se encuentra ahora.

"Cuando naciones enteras viven más allá de sus posibilidades y después son obligadas a adoptar medidas de austeridad, es lógico que culpen a otros", ironiza Schäuble. "Es normal que esas personas que sufren por los errores que ellos mismos han cometido, traten de inculpar a otros", apostilla.

En esta misma línea, el titular de Finanzas germano apunta que Alemania "no quiere ocupar a nadie", en alusión a las más fervientes críticas escuchadas en el Parlamento heleno contra el Gobierno alemán. "Alemania tuvo esas mismas ambiciones en el pasado y fracasó. Sin embargo, a día de hoy, no las tiene", apostilla Schäuble.

El exministro de Finanzas griego y nuevo presidente del Partido Socialista Panhelénico (Pasok), Evangelos Venizelos, no descarta que su país necesite de un tercer paquete de rescate para resolver la crisis financiera o presupuestaria.

"Contamos con el compromiso de todos los miembros de la Eurozona de que recibiremos la ayuda necesaria hasta que consigamos acceder de nuevo a dinero privado", señala Venizelos en una entrevista adelantada hoy por el semanario Der Spiegel.

Asimismo asegura que todos los países de la zona euro recuperarán el dinero que han prestado a Grecia y subraya que su país continuará siendo miembro del grupo de estados de la moneda única.

"Vivimos actualmente la fase crítica en el rescate de nuestro país. Si somos capaces de superarla no volverá a plantearse esa cuestión", subraya.

Considera que, tras la aprobación del segundo paquete de rescate para Grecia no debe desatarse la euforia, ya que "aunque el marco es ahora mas seguro, el juego no ha terminado".

Igualmente reconoce que su nación se enfrenta ahora a un largo y difícil camino, y añade: "Deseo que al final mi país pueda decidir por si mismo sobre su destino" y que Grecia sea de nuevo un símbolo de esperanza, credibilidad y profesionalismo.

Preguntado por la dureza de las exigencias de Alemania a su país, Venizelos responde diplomáticamente al señalar: "Todos los implicados deberían tener claro que hablamos de cifras y reformas, pero que detrás siempre hay gente de la que se decide su destino".

Finalmente comenta que el contribuyente alemán se beneficia "de las buenas inversiones monetarias del Gobierno germano", ya que este puede conseguir casi gratis el dinero para sus créditos destinados a Grecia y "obtener un par de porcentajes" al cederlo de nuevo.