Jóvenes comunistas españoles, con la dictadura de Corea del Norte

Ellos acaban de venir de Corea del Norte. Son españoles y pertenecen a las juventudes del Partido Comunista de los Pueblos de España. Pelo corto, chaqueta y corbata. El régimen les paseó y llegaron a la conclusión de que en Corea del Norte están mejor que en España.

Les llevó Alejandro Cao de Benós, el único español que entra y sale de Corea del Norte como si fuera su casa y participa en Pyongyang en las manifestaciones del régimen. Nos ha denegado la entrevista, pero por Facebook amenaza a España con la guerra y habla de las “bondades” del pensamiento único norcoereano.

APOYO SIN MATICES A LA DICTADURA

Los comunistas españoles han decidido apoyar sin matices al Gobierno de Corea del Norte en su lucha antiimperialista, pese a que el régimen de Pyongyang es una de las dictaduras más férreas del mundo, con un 40% de la población pasando hambre, mientras que un 25% de su presupuesto se dedica a comprar armas.

El nuevo aliado de Corea del Norte es la Unión de Juventudes Comunistas (UJCE), encuadrada en el Partido Comunista, que no ha tenido el menor rubor en apoyar un régimen que ha suprimido la libertad de asociación, de expresión, la religiosa y la de información y en el que el Estado impone hasta el tipo de corte de pelo.

Así, la UJCE, lanzó el pasado 30 de marzo el tuit: “#12CongresoUJCE Aprobamos una resolución en solidaridad con Corea del Norte y su lucha antiimperialista y en condena de la amenaza yanqui”.

Corea del Norte es uno de los países más pobres de la tierra, rodeado por gigantes económicos como China o Corea del Sur. Su renta per cápita apenas alcanza los 1.800 dólares (1.392 euros) frente a los 30.118 dólares de España (23.300 euros).