Irán aclara que no se han cortado "todavía" las exportaciones de petróleo a España

Campo de petroleo
Campo de petroleo |Telemadrid

El Ministerio de Exteriores iraní ha aclarado este martes que el Gobierno no ha adoptado "todavía" ninguna decisión relativa a las exportaciones de petróleo a España, después de que los medios oficiales así los divulgasen.

La cadena estatal Press TV y la agencia de noticias Mehr, que citan "fuentes informadas", anunciaron este martes que Irán ha interrumpido el suministro de crudo a España en respuesta a la imposición de sanciones contra el crudo iraní por parte de la Unión Europea. Mehr ha calculado en 200.000 el número de barriles que dejará de exportar a España.

"Teherán ha suspendido el suministro de petróleo a España después de detener las exportaciones de crudo a Grecia en el marco de (su política) contra las sanciones", ha señalado Press TV, que también ha anticipado una revisión de los envíos a Alemania e Italia.

El portavoz del Ministerio de Exteriores iraní, Ramin Mehmanparast, ha matizado desde Bosnia la versión difundida por los medios oficiales y tan sólo ha admitido que Teherán "ha decidido revisar sus relaciones con Francia y Reino Unido" en lo relativo a exportaciones de petróleo.

"En relación al resto de países, no se han adoptado todavía tales decisiones", ha añadido, en respuesta a una pregunta sobre el fin de las exportaciones a España y las revisiones sobre Alemania e Italia.

LA TELEVISIÓN IRANÍ ASEGURABA QUE SE HABÍA CORTADO EL SUMINISTRO PARA LOS ESPAÑOLES

Irán ha cortado el suministro de petróleo a España, según informó este martes la cadena de televisión oficial iraní en inglés, PressTV. Una fuente de la Embajada de España en Teherán dijo que no han recibido "ninguna comunicación oficial ni extraoficial" de las autoridades iraníes sobre este posible corte de suministro de crudo.

PressTV, que citaba "fuentes no identificadas" iraníes, señaló: "Teherán ha cortado el suministro de petróleo a España después de suspender las exportaciones a Grecia, dentro de sus medidas contra las sanciones", impuestas por la UE al sector petrolero de Irán.

Además, según la emisora, Irán también "estudia cortar el suministro de petróleo a Alemania e Italia".

La fuente de la embajada se refirió a datos del Ministerio de Exteriores español que señalaban que las empresas españolas esperaban dar por finalizadas sus importaciones de petróleo iraní durante el pasado mes de marzo, "aunque se ha podido producir algún retraso".

Por otra parte, el ministro iraní del Petróleo, Rostam Qasemi, confirmó hoy que Irán ha dejado de vender petróleo a Grecia y dijo que se está estudiando el corte de suministro a otros países europeos, según medios locales.

España también había reducido las compras de petróleo iraní a menos de la mitad entre noviembre de 2011 y enero de este año y, para marzo de 2012, las empresas españolas habían previsto dar por finalizadas sus importaciones de crudo de Irán, que el año pasado supusieron alrededor del 14 por ciento del consumo del país.

La Unión Europea aprobó el pasado 23 de enero nuevas sanciones petroleras y financieras a Irán y una de las más importantes era un embargo total de compras de crudo iraní de los Veintisiete, que entrará en vigor el próximo 1 de julio, como medida de presión para que suspenda su programa nuclear.

Esta circunstancia ha llevado a las compañías europeas que importan crudo de la República Islámica a sustituirlo por el de otros países, lo que también ha sido uno de los factores que ha propiciado un aumento significativo de los precios internacionales del petróleo en el primer trimestre de este año.

Hoy, Qasemi ha insistido en que Irán no tiene problemas para vender su petróleo en otros mercados, en especial en Asia, y también ha descartado que las sanciones internacionales puedan perjudicar las infraestructuras de extracción y procesamiento de hidrocarburos en el país, pues afirmó que es autosuficiente en esa materia.

Según las estadísticas de Teherán, las exportaciones de crudo y productos petroleros reportaron a Irán 130.000 millones de dólares entre marzo de 2011 y marzo de 2012.

Con esos ingresos, el presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, afirmó hoy: "Irán tiene tal cantidad de divisas que, si en uno o dos años no vendiese petróleo, el país se manejaría bien y se verían frustrados los deseos de los enemigos", al no conseguir que las sanciones afecten al desarrollo iraní.