El Gobierno israelí rechaza la oferta de alto el fuego de Kerry

John Kerry
John Kerry |Telemadrid

El gabinete de Seguridad israelí, que dirige el primer ministro Benjamin Netanyahu, alejó la posibilidad de un alto el fuego humanitario al rechazar la propuesta de tregua presentada en El Cairo por el secretario de Estado de EEUU, John Kerry.

Nada más conocerse la noticia, aviones de combate y fragatas de combate apostadas en el Mediterráneo comenzaron a bombardear de nuevo con gran intensidad Gaza, donde en 18 días de ofensiva han muerto más de 800 palestinos, en su mayoría civiles.

Según el diario israelí "Haaretz", los miembros del Gabinete decidieron continuar con las operaciones bélicas mientras discuten como enmendar la propuesta del jefe de la diplomacia norteamericana "para hacerla más favorable a Israel".

Hace dos días el movimiento islamista Hamás se había mostrado favorable a un alto el fuego por razones humanitarias, bajo la premisa de proseguir con las negociaciones por separado con Israel para lograr una tregua.

Hamás precisó, no obstante, que cualquier acuerdo de alto el fuego está supeditado a que se acepten sus dos principales reivindicaciones: el fin del bloqueo económico y el asedio militar que Israel impone a la Franja, además de la apertura del paso de Rafah, que Egipto mantiene sellado desde hace un año.

El Gobierno israelí exige, por su parte, que el citado movimiento islamista se desarme, condición que su líder, Jaled Meshal, dijo que no se cumplirá mientras Israel siga armado.

Kerry llegó esta semana a la región con el mandato expreso del presidente estadounidense, Barack Obama, de poner fin a una ofensiva que arrancó el pasado 8 de julio y que desde entonces ha segado la vida de más de 800 personas.

Cerca de 550 de ellas desde que hace solo una semana el Ejército israelí emprendiera una cruenta incursión terrestre en la que también han muerto 35 soldados, los dos últimos anunciados oficialmente esta misma tarde.

La decisión de Kerry de volar la pasada noche a El Cairo y de regresar a Washington hoy mismo, tras reuniones el jueves en Jerusalén y Ramala flotaba este viernes sobre la región como un negro augurio.

HIZBULA RECLAMA A LOS PAÍSES ÁRABES APOYO PARA HAMÁS

El líder del grupo chií libanés Hizbulá, Hasan Nasralá, instó a los países árabes y musulmanes a respaldar "política y moralmente y con armamento" al movimiento islamista palestino Hamás en su lucha con Israel en Gaza.

Nasralá subrayó que hay que "proteger" a Hamás de las presiones que le empujan a aceptar un alto el fuego sin cumplir sus objetivos. Nasralá hizo hincapié en la necesidad de levantar el bloqueo a Gaza (una de las condiciones de Hamás) y recordó que Irán, Siria y Hizbulá siempre han respaldado a la "resistencia" palestina contra Israel.

"Hay que dejar las divergencias a un lado y unirse en torno a Gaza, una cuestión justa y no discutible. Nosotros como Hizbulá no seremos cicateros en darle nuestro apoyo, somos verdaderos socios porque su victoria o su derrota es la nuestra", afirmó.

Acusó por el contrario a algunos regímenes árabes, sin nombrarlos, de ser "cómplices de Israel y de los EEUU en detrimento de la causa palestina".