Las tropas de Gadafi toman el enclave petrolero de Ras Lanuf

Las fuerzas gadafistas han tomado el enclave petrolero de Ras Lanuf, a unos 450 kilómetros al este de Bengasi, y los milicianos se repliegan hacia Brega, a unos 200 kilómetros el este, según un comandante revolucionario citado por Al Yazira.

El corresponsal de Al Yazira, que acompaña a las fuerzas rebeldes en su retirada, dijo que el número de fallecidos era muy elevado, según el mismo comandante, que dio por muertos a todos sus hombres.

Los intensos bombardeos aéreos hoy acompañados de la artillería, cohetes, morteros, carros de combate y artillería además del despliegue de tropas terrestres ha acabado con la resistencia rebelde.

Hay "docenas de muertos y muchos heridos" señaló ese comandante que admitió la huida de algunos de sus milicianos.

El ataque fue lanzado desde el sur y el oeste de Ras Lanuf, agregó la cadena catarí, con una ofensiva "muy brutal y muy profesional" por parte de las tropas leales a Gadafi.

Los milicianos no pudieron hace frente a la superioridad en armamento de los gadafistas y admitieron que no contaban con las armas necesarias para poder resistir ante el fuerte empuje de las fuerzas gadafistas que han contado con artillería pesada y morteros.

Mientras, la dirección rebelde libia, con sede en la ciudad de Bengasi, desmintió hoy que la localidad de Ras Lanuf haya caído en manos de fuerzas leales al coronel Muamar el Gadafi.

"No es cierto, es simplemente un bombardeo indiscriminado", dijo Ahbdelhafiz Ghoga, vicepresidente del Consejo Nacional Transitorio y portavoz de la dirección rebelde libia, con sede en esta ciudad.

Ras Lanuf, un vital enclave petrolero para la consolidación del poder revolucionario, agregó, es "nuestro más importante frente defensivo".

Sin embargo, un corresponsal de Al Yazira que acompañó a los milicianos en retirada citó a un comandante rebelde que reconoció que todos sus hombres estaban muertos o habían huido.

Algunos periodistas en Ras Lanuf tuvieron que alejarse del alcance del fuego de los gadafistas que mantuvieron un intenso y sostenido tiroteo con los rebeldes que, finalmente, según este testimonio, se vieron sobrepasados por el poderío de las armas de las brigadas de Gadafi.

El portavoz añadió que el pequeño hospital de esa localidad ha sido desalojado para trasladar a los heridos a zonas más seguras, después de haber sido bombardeado por la aviación militar leal a Gadafi.

También pidió a la comunidad internacional "que se tomen todas las medidas para proteger a los libios del genocidio y de los crímenes contra la humanidad" cometidos por las fuerzas de Gadafi.

Asimismo, acusó a Gadafi de embarcarse en una política de "tierra quemada" y reveló que las fuerzas rebeldes habían tomado al menos treinta mercenarios como prisioneros, que han sido trasladados a Bengasi.

Pero también añadió que las tropas de Gadafi habían hecho prisioneros, aunque no dio detalles y tampoco informó de las bajas que habían tenido los rebeldes en la ofensiva sobre Ras Lanuf, a unos 450 kilómetros al este de Bengasi