El Eurogrupo avisa: Grecia deberá cumplir con las reformas si quiere recibir más dinero

El presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem, advirtió de que Grecia puede tener "un problema" de liquidez durante las discusiones sobre las reformas que Atenas pretende aplicar en el contexto del segundo programa de rescate.

A su llegada a la reunión de ministros de Economía y Finanzas de la Unión Europea (UE), el Ecofin, Dijsselbloem recordó que las discusiones entre las autoridades griegas y las instituciones que formaban parte de la troika comenzarán el miércoles y recalcó la urgencia de que avance este proceso.

El también ministro de Finanzas de Holanda indicó que aún queda tiempo para concluir la última revisión del cumplimiento del programa de reformas asociadas al segundo rescate, gracias a la prórroga de cuatro meses que vencerá a finales de junio. Sin embargo, señaló que durante este periodo Grecia puede ver surgir "un problema en sus arcas" públicas.

Por su parte, el titular austríaco del ramo, Hans Jörg Schelling, señaló que lo "único" que los socios del euro saben por ahora sobre la situación de liquidez de Grecia es que el país afirma que "va a cumplir todas su obligaciones con los acreedores a tiempo".

Sin embargo, "desconocemos qué medidas se tomarán en Atenas para reunir los recursos necesarios", apuntó. Schelling también indicó que los socios del euro "esperamos ahora que se cumpla el calendario" respecto a la discusión, el acuerdo y la aplicación de las medidas necesarias.

"Hay que aprovechar el tiempo en esas conversaciones, que Grecia deje claro que cumplirá las condiciones y que las instituciones nos puedan confirmar que se puede finalizar el programa. Creo que es el único camino y el correcto", indicó.

El comisario europeo de Asuntos Económicos y Financieros, Pierre Moscovici, señaló la necesidad de que las conversaciones que se mantendrán en Bruselas -a nivel político- y en Atenas -a nivel técnico- permitan que Grecia comience a aplicar medidas.

"Las instituciones están trabajando, el Banco Central Europeo, el Fondo Monetario Internacional y la Comisión Europea trabajan técnicamente y políticamente, y necesitan datos, y después que se tomen las medidas que son necesarias, de un lado y del otro", dijo Moscovici.

DE GUINDOS ESPERA QUE LAS CONVERSACIONES DEN SUS FRUTOS

Por su parte, el ministro español de Economía, Luis de Guindos, expresó su deseo de que las conversaciones entre las instituciones y Grecia sobre las reformas que tendrá que implementar hasta finales de junio den sus frutos, al tiempo que subrayó la "relación de colaboración" entre España y Atenas.

Dos semanas después del acuerdo alcanzado en el Eurogrupo el 20 de febrero y ratificado una semana después, las conversaciones entre las instituciones, formadas por la Comisión Europea (CE), el Banco Central Europeo (BCE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI), y Atenas comenzarán finalmente el miércoles en Bruselas y Atenas.

De Guindos indicó a su llegada al consejo de ministros de Economía de la Unión Europea (UE) que lo "importante es que empiezan los trabajos técnicos entre las instituciones de la troika y el Gobierno griego y esperemos que empiecen a dar sus frutos, porque la situación (del país) no es sencilla".

"Lo que no se puede es continuar perdiendo tiempo y hay que empezar a ver cuál es la situación real desde el punto de vista económico, financiero, de las reformas, de los planes del Gobierno griego", sostuvo de Guindos, quien explicó que los socios de Atenas desconocen por ahora las necesidades exactas de liquidez del país.

"Es una cuestión sobre la que hay que hacer un análisis y nos lo tiene que decir fundamentalmente el propio Gobierno griego. Es una combinación de cómo evolucionan sus ingresos fiscales, su gasto público y la situación de liquidez de los bancos", recalcó.

A juicio de De Guindos, la carta del ministro griego, Yanis Varufakis, con siete medidas inmediatas, "no es una pérdida de tiempo en absoluto", pero sí lo es que "no se han reunido los equipos" aún para negociar las reformas en su conjunto. "La relación de colaboración de España con Grecia ha estado ahí. Nuestra solidaridad está ahí y continuará estando ahí", zanjó el ministro español.

Preguntado si en el Eurogrupo hubo un toque de atención a Grecia por su política de comunicación tras hablar de un eventual referéndum si los socios no aprobaran las reformas, Guindos dijo que el Gobierno de Tsipras "es autónomo" y toma sus propias decisiones.