Adriana recupera su identidad, 40 años después

Después de 40 años, Adriana ha recuperado a su familia. Su madre estaba embarazada de ocho meses cuando fue detenida durante la dictadura argentina.

Después de dar a luz, fue asesinada y la niña adoptada ilegalmente. Gracias al esfuerzo de "abuelas de la plaza de mayo", ha recuperado su verdadera identidad, y a los suyos.

Sonriente, emocionada, rodeada por una familia que la ha buscado incesantemente durante 40 años, Adriana transmite felicidad en la sede en Buenos Aires de abuelas de la plaza de mayo.

Es la nieta recuperada número 126. Hija de Violeta Ortolani y Edgardo Garnier, militantes montoneros desaparecidos durante la dictadura de Videla.

Violeta estaba embarazada de ocho meses cuando fue secuestrada en diciembre de 1976.

Su padre sufrió el mismo destino en febrero del año siguiente. Ambos fueron asesinados. Sobrevive su abuela paterna, blanca, de 86 años.

Fue adoptada ilegalmente, aunque sus padres adoptivos, que ya han muerto, no sabían que era hija de desaparecidos.

Una muy dura historia, esta vez con final feliz. Durante todos estos años, abuelas de la plaza de Mayo han convocado manifestaciones para exigir que se investiguen todos los casos similares al de Adriana.