El Ayuntamiento de Barcelona rechaza el 155 y evita pronunciarse sobre la independencia

Expresa su apoyo a las instituciones catalanas, rechaza la aplicación del artículo 155 y "condena al encarcelamiento de Jordi Sànchez y Jordi Cuixart"

Todos los grupos han votado a favor excepto PSC, Cs y PP

Ada Colau, alcaldesa de Barcelona

26.10.2017 - 10:55 h
REDACCIÓN

El Ayuntamiento de Barcelona ha aprobado hoy la propuesta de rechazo a la aplicación del artículo 155, presentada por ERC y PDeCAT, pero no ha votado la propuesta del Gobierno municipal que incluía una declaración de rechazo a la DUI, al no apreciar urgencia el resto de partidos.

Con los votos a favor de todos los grupos municipales, excepto PSC, Cs y PP, el consistorio ha aprobado, en un pleno extraordinario, una declaración "de apoyo a las instituciones catalanas", "de rechazo a la aplicación del artículo 155 de la Constitución" y "de condena al encarcelamiento de Jordi Sànchez y Jordi Cuixart".

No ha prosperado, en cambio, la proposición de urgencia presentada por Barcelona en Comú y PSC, donde, además de rechazar la aplicación del 155, se proponía una declaración en contra de la declaración unilateral de independencia, que no ha podido debatirse porque el resto de partidos "no ha apreciado urgencia".

El primer teniente de Alcaldía, Gerardo Pisarello, ha lamentado que no se haya producido el debate de la propuesta del equipo de gobierno porque "ERC y PDeCAT han priorizado el partidismo y se han preocupado más por romper el gobierno que por conseguir una mayoría amplia de 33 concejales en contra del artículo 155".

Durante el debate, el presidente de ERC en Barcelona, Alfred Bosch, ha vuelto a "extender la mano" a Barcelona en Comú y ha recordado la propuesta de formar un nuevo gobierno si rompían el acuerdo con el PSC, por considerar que los socialistas han sido "coautores de la amenaza del 155".

El segundo teniente de Alcaldía, Jaume Collboni, ha asegurado que a ERC y PDeCAT "les molesta el pluralismo y que haya debate" y ha achacado a las formaciones independentistas el haber adoptado "una posición que elude cualquier posibilidad de plantear una alternativa".

Desde el PDeCAT han señalado que han votado en contra de debatir la propuesta del Gobierno municipal por considerar que se trataba de una proposición que ha llegado a última hora y ser simplemente "una operación para salvar la cara del PSC".