La prima de riesgo supera los 370 puntos, con un interés del 6,20%

Ibex 35: Un analista en la bolsa observa los indicadores en rojo
Ibex 35: Un analista en la bolsa observa los indicadores en rojo |Telemadrid

La prima de riesgo, el interés de más que exigen los inversores para comprar títulos españoles en vez de alemanes, tocó hoy un nuevo máximo desde la creación del euro al cerrar en 374,6 puntos básicos, debido al viraje de los inversores a activos seguros por las dudas sobre el futuro de la deuda de EEUU.

En una semana en la que el Tesoro español afronta una nueva subasta, el diferencial entre la deuda soberana y la alemana terminó muy por encima de los 354 puntos básicos del pasado viernes después de que la rentabilidad de los bonos germanos a 10 años cayera en picado y, en cambio, repuntara la que ofrecen los títulos españoles.

En concreto, el rendimiento de los títulos germanos con vencimiento en 2021 bajó desde el 2,538 por ciento de la semana pasada hasta el 2,453 por ciento, su mínimo desde noviembre de 2010, mientras que el de los bonos españoles se elevó al 6,20 por ciento, frente al 6,081 por ciento del viernes.

La rentabilidad de la deuda soberana italiana se vio aún más penalizada al escalar casi 14 centésimas, hasta el 5,997 por ciento, con lo que su prima de riesgo avanzó hasta el récord de 354,4 puntos básicos.

La prima de riesgo se vio sometida hoy a las dudas que generó el límite de endeudamiento de EEUU pactado por republicanos y demócratas, a lo que se sumó por la tarde la mala evolución de la producción manufacturera.

"El acuerdo tiene muchos puntos oscuros y no elimina del todo la posibilidad de que se rebaje la calificación de la deuda de Estados Unidos", explicó el analista de CM Capital Markets Julián Benavente, que también sostuvo que el mal dato manufacturero del gigante estadounidense ha contribuido a hacer mella entre los inversores y ha aconsejado replegarse hacia activos refugio.

Con esa opinión coincidió el gestor de Inversis Banco David Navarro, que señaló en declaraciones a Efe que, ante las tensiones de los mercados, los inversores han seguido con su estrategia de buscar activos seguros y vender aquellos que pueden resultar más peligrosos, como los bonos de Italia y España.

Sólo así se entiende que la prima de riesgo de España, que se llegó a situar por debajo de los 340 puntos básicos a las 12.00 horas, invirtiera su evolución y escalara por la tarde hasta sus máximos desde la creación del euro.

El riesgo país llegó a alcanzar el récord de 375,4 puntos básicos a las 17.48 horas, sólo unos minutos antes del cierre de la jornada en el mercado de deuda.

La volatilidad del mercado afectará a la subasta de bonos a tres años que tiene previsto celebrar el Tesoro el próximo 4 de agosto, con la que espera recaudar entre 2.500 y 3.500 millones de euros.