Rajoy aprobará nuevos recortes, pero no prevé tocar el IVA y el IRPF este año

Anuncia "medidas más suaves que las de 2012"

El Gobierno no prevé tocar impuestos ni pensiones en el paquete de reformas del próximo viernes

economia

| 23.04.2013 - 17:37 h
REDACCIÓN

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha avanzado que es "probable" que se modifiquen algunas partidas presupuestarias, pero no habrá recortes como los de 2012, y ha explicado que no quiere subir el IVA o el IRPF aunque todo depende de la evolución del crecimiento y la senda del déficit.

Rajoy se ha referido a las previsiones económicas y al plan de reformas que aprobará el próximo viernes el Consejo de Ministros en la rueda de prensa que ha ofrecido en el Palacio de la Moncloa junto al primer ministro de Eslovaquia, Robert Fico, tras la reunión que ambos han mantenido.

El jefe del Ejecutivo ha considerado normal que se modifiquen las previsiones económicas en función de la evolución de los acontecimientos y ha recordado que todos los países e instituciones están cambiando las suyas.

Ante las que hará públicas el Gobierno el próximo viernes, ha insistido en que, en todo caso, no habrá decisiones tan drásticas como las del año pasado.

"No queremos subir tampoco los impuestos como el IVA o el IRPF este año, pero, en fin, dependemos también de las previsiones y de la senda de déficit publico para los próximos años", ha añadido.

Rajoy ha recalcado que, si se decide a hacer recortes, no es porque guste hacerlo, sino porque se considera "absolutamente necesario e imprescindible".

"Si siendo así no tomamos las decisiones por duras que puedan parecer en un primer momento, estaríamos destruyendo el futuro", ha advertido el jefe del Gobierno.

La revisión de las previsiones españolas que acometerá el viernes el Gobierno serán enviadas después de la Comisión Europea, según ha recordado Rajoy.

El presidente del Gobierno se ha referido a las próximas decisiones europeas, y ante las palabras de la canciller alemana, Angela Merkel, en las que se ha quejado de que muchos países son reticentes a la hora de ceder soberanía, se ha mostrado a favor de esa cesión y ha recordado que lleva tiempo dando la batalla por la unión bancaria y la seguirá dando por la unión fiscal y política.

"Cesión de soberanía sí. Es lo que llevamos haciendo desde que ingresamos en Europa en 1986", ha subrayado Rajoy.

A su juicio, la unión bancaria es esencial para el futuro de Europa porque supondrá contar con un supervisor bancario único y un solo fondo de garantía de depósitos.