Pablo Isla asume la presidencia de Inditex en plena expansión de la compañia

economia

| 19.07.2011 - 16:17 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El vicepresidente y consejero delegado de Inditex, Pablo Isla, ha asumido hoy la presidencia del grupo textil gallego, líder mundial del sector, en plena expansión de la compañía y ha reafirmado su apuesta por la inversión "para seguir creciendo".

Isla ha presidido la junta general de accionistas de Inditex, la cual ha sido informada de su nombramiento como presidente en sustitución de Amancio Ortega, fundador de la compañía y accionista mayoritario con el 59,23 por ciento de los títulos del grupo.

La Junta de Accionistas ha aprobado un incentivo para el sucesor de Amancio Ortega de 221.264 acciones del grupo textil, cuyo valor asciende a 13,4 millones de euros.

Isla recibe esta remuneración como un "incentivo con carácter singular" por su nombramiento.

Los títulos, que proceden de la autocartera que Inditex mantiene desde la oferta pública de venta (OPV) de julio de 2000, se le entregarán en un plazo máximo de tres meses a contar desde su nombramiento.

La junta general de accionistas ha aprobado, además, las cuentas anuales del ejercicio 2010 y la distribución de un dividendo de 997 millones de euros.

De esta cantidad ya se ha abonado a los accionistas 0,80 euros por acción y a partir del próximo 2 de noviembre se pagará el dividendo complementario por el mismo importe.

En su presentación del resultado del ejercicio 2010, Isla ha destacado la "sólida" evolución del grupo durante el pasado año con un incremento de las ventas del 13 por ciento, hasta los 12.527 millones de euros, lo que supuso un beneficio neto de 1.732 millones, un 32 por ciento más que en 2009.

Asimismo, ha explicado que en 2010 la empresa continuó su expansión internacional con la apertura de 437 nuevas tiendas.

Al cierre del ejercicio, Inditex, propietario de marcas como Zara, Massimo Dutti o Pull & Bear, tenía presencia en 78 mercados de 5 continentes, con mas de 5.200 tiendas.

En el pasado año se abrieron los primeros establecimientos del grupo en Bulgaria, India y Kazajistán, y durante 2011 Inditex ha entrado en Australia.

Esta previsto, además, que antes de finalizar el año la multinacional gallega se adentre en Sudáfrica, Taiwán y Perú.

En total, está previsto que durante el actual ejercicio las aperturas de todas las marcas de Inditex se sitúen entre 460 y 500 nuevas tiendas.

Isla ha reseñado que España representa el 25 por ciento de la facturación total; Europa, el 45 por ciento; Asia, el 15 por ciento y, finalmente, América, el 12 por ciento.

Por marcas, Zara sigue siendo el buque insignia de la compañía con unas ventas netas de 8.088 millones en sus 1.723 tiendas repartidas por 77 países, entre ellas la abierta este año en Roma que hizo la número 5.000 del grupo.

A 31 de enero de 2010 la plantilla de Inditex ascendía a 100.138 empleados en todo el mundo.

Isla ha señalado que a corto plazo no está previsto el lanzamiento de otra nueva marca dentro del grupo, aunque ha subrayado que esa es una posibilidad que siempre está abierta, como demuestra la evolución que ha seguido Inditex en los últimos años.

Por último, ha presentado los "avances" del plan medioambiental "Inditex sostenible 2011-2015", uno de cuyos proyectos más destacados es la tienda ecoeficiente, establecimientos dotados de una serie de medidas encaminadas a minimizar el consumo de energía y la generación de residuos.

El nuevo presidente ha explicado que el compromiso del grupo es que en 2020 el cien por cien de las tiendas sean ecoeficientes, lo que permitirá reducir las emisiones de CO2 en un 30 por ciento.

El pasado 21 de junio Inditex se convirtió en el primer grupo textil del mundo por capitalización en Bolsa al alcanzar los 38.500 millones de dólares, por encima del grupo sueco H&M que se situaba en 38.400 millones.