Mejora la confianza de los consumidores madrileños que se sitúa en el 24,5%

El Barómetro de Consumo de Madrid experimenta una mejora "notable", tras 2 cuatrimestres de caída

Los ciudadanos confían más en la mejora de su economía doméstica o que en la recuperación nacional

Casi un 70% condideran que no es buen momento para grandes compras

economia

| 20.05.2013 - 12:23 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?

El índice de confianza de los consumidores de la Ciudad de Madrid correspondiente al primer cuatrimestre del 2013 ha alcanzado los 24,5 puntos, lo que supone una mejora de cuatro puntos respecto al cuatrimestre anterior, según ha indicado este jueves el delegado de Seguridad y Movilidad, Enrique Núñez, quien ha destacado que, tanto en el momento actual como en el futuro, los madrileños valoran mejor su situación económica familiar que la del conjunto de la nación.

Durante el avance de los resultados del Barómetro de Consumo de la capital de enero a abril de este año, Núñez ha subrayado que la confianza de los consumidores madrileños ha experimentado una mejora "notable", tras dos cuatrimestres de caída. De esta forma, el índice refleja que los madrileños creen encontrarse en una situación más favorable que hace cuatro meses y esperan que, tanto su situación familiar como la del conjunto de España, mejoren a corto plazo de manera importante.

No obstante, el Barómetro, elaborado a través de consultas al cabeza de familia de 1.200 hogares, revela que esta mejoría de la confianza a corto plazo va acompañada de cierto temor, que lleva al consumidor madrileño a ser cauto en sus decisiones de consumo, retrasando la realización de grandes compras en el hogar hasta que lleguen tiempos mejores.

POR DEBAJO DEL APROBADO

El delegado ha recordado que el Barómetro de Consumo analiza la situación en que se encuentra la confianza del consumidor madrileño a través del índice de Confianza de los Consumidores Madrileños, que oscila entre 0 y 100, y que en esta ocasión se ha situado en alcanzado los 24,5 puntos. A pesar de encontrarse por debajo del "aprobado", Núñez ha asegurado que "ni en épocas de bonanza se alcanzó el 50 por ciento" y que "los peores momentos de la crisis están siendo superados".

Así, a juicio del delegado, "aunque es pronto para asegurar que estamos en la senda de la recuperación, los datos obtenidos en la encuesta permiten ser optimistas". "Los resultados alimentan la esperanza de que vayamos alcanzando poco a poco la senda de la recuperación de la confianza y, por ende, la de la economía", ha señalado.

Asimismo, Núñez ha explicado que estos resultados se han obtenido a partir de tres variables: el índice coyuntural, que mide la percepción de los ciudadanos sobre la situación económica en el momento en el que se realiza la encuesta respecto a la que se tenía hace un año, tanto en el ámbito personal como en el nacional; el índice de expectativas, que recoge la perspectiva que tienen los consumidores sobre su situación económica y la situación económica nacional en un periodo de cuatro meses a partir de la fecha de realización de la encuesta; y, por último, el que mide si es momento adecuado para realizar grandes compras.

LOS MADRILEÑOS VALORAN MEJOR SU ECONOMIA FAMILIAR QUE LA NACIONAL

Asimismo, Núñez ha destacado que los madrileños valoran mejor su situación económica familiar, a la que otorgan 20.9 puntos sobre 100 (5,3 más que en el anterior cuatrimestre), que la del conjunto de la nación, a la que atribuyen una puntación de 14,8 (7,6 puntos más). De esta forma, a partir de la media de ambas variables se elabora el índice coyuntural que muestra que con 17,86 puntos los madrileños valoran mejor el momento económico actual, lo que supone una subida de 6,5 puntos respecto al cuatrimestre anterior.

Sobre la evolución del escenario económico nacional, sube el porcentaje de aquellos que piensan que ha mejorado, aunque todavía son muy minoritarios, el 6 por ciento. Desciende en 12,2 puntos el número de quienes piensan que la situación está peor que hace un año, aunque ésta sigue siendo la opinión mayoritaria para las tres cuartas partes de los entrevistados.

Parecido comportamiento se observa cuando las opiniones aluden a la evolución de la economía familiar en el último año. El porcentaje de familias que piensan que han mejorado es muy minoritario (1,4 por ciento), mientras que la opinión de aquellos que creen que han ido a peor es la mayoritaria (59,6 por ciento), pero con una mejora de casi 10 puntos respecto al cuatrimestre anterior.

PARA EL FUTURO, LAS FAMILIAS SIGUEN CONFIANDO MAS EN ELLAS

Los datos del índice de expectativas, que evalúa qué percepción tienen las familias sobre su situación familiar y la de la economía española dentro de cuatro meses, los madrileños siguen confiando más en la mejora de sus economías domésticas que en la nacional con casi 13 puntos de diferencia.

La visión familiar está en 38,7 puntos y sube 16 puntos respecto al anterior cuatrimestre, mientras que el panorama nacional aumenta 15,6 puntos y se sitúa en 36,8 puntos. En todo caso, el escenario futuro es contemplado con mayor optimismo que el actual, tanto el de los hogares como el de España, siguiendo la tónica general desde el inicio de la encuesta en el año 2004.

Así, el porcentaje de encuestados que considera que en los próximos cuatro meses su situación económica puede empeorar desciende casi 30 puntos, de forma que ahora, solo el 26,7 por ciento lo piensa. La misma tendencia se registra en la valoración de las perspectivas a corto plazo de la economía nacional: el 39,3 por ciento cree que va a empeorar (23 puntos menos que en el cuatrimestre anterior).

LOS MADRILEÑOS CREEN QUE NO ES MOMENTO PARA GRANDES COMPRAS

Preguntados por si es un buen momento o no para hacer grandes compras domésticas, los madrileños opinan que es desfavorable en un 69,3 por ciento, lo que supone un aumento de 23,3 puntos porcentuales respecto al cuatrimestre anterior. Solo un 5,4 por ciento opina que es un buen momento (2,8 puntos más que en el anterior cuatrimestre) y un 17,9 por ciento expresan una opinión neutra (17,5 puntos menos), mientras que un 7,5 por ciento no tiene opinión.

Según ha destacado Núñez "el temor lleva a los madrileños a ser cauto en sus decisiones de consumo" de forma que este índice ha alcanzado durante el primer cuatrimestre de año un valor de 18 puntos, el más bajo de la serie. Así, las decisiones de hacer grandes compras han descendiendo 10,3 puntos respecto al cuatrimestre anterior y 12,4 en relación con el mismo periodo de hace un año.

Sobre la facilidad o dificultad de las familias madrileñas para llegar a final de mes, el Barómetro muestra una mejoría respecto al cuatrimestre anterior. Así, el porcentaje de consumidores que afirman llegar con facilidad a fin de mes se ha incrementado 14,5 puntos. A pesar de la mejoría, el 71,4 por ciento de los hogares afirma tener algún tipo de problema para llegar a fin de mes.

De entre todos ellos, el porcentaje de familias que declara estar en una situación de dificultad o mucha dificultad para llegar a final de mes alcanza al 21,2 por ciento de los hogares. Según ha destacado el delegado, esta proporción, a pesar de que sigue siendo elevada, se ha reducido a menos de la mitad en el último cuatrimestre.