Los hijos 'díscolos' de David Álvarez piden un consejero delegado independiente en Eulen

Grupo Eulen (Archivo)

economia

| 25.06.2014 - 12:14 h
REDACCIÓN
Más sobre: eulenSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

Los hijos díscolos del presidente de Eulen, David Alvarez, cinco de los siete que tiene, solicitarán en la junta general de accionistas de la compañía el nombramiento de un consejero delegado independiente como elemento de profesionalización de la empresa, así como la implantación del consejo de administración con la incorporación de terceros independientes y la eventual salida al Mercado Alternativo Bursátil (MAB).

Así consta en el orden del día de la junta, que se celebrará mañana, día 26 de junio, en primera convocatoria y al día siguiente en segunda.

Los cinco hijos del octogenario David Eulen, Marta, Elvira, Juan Carlos, Emilio y Pablo, han introducido dichos puntos en el orden del día a través de la sociedad El Enebro, que tiene un 30% de la compañía de servicios, mientras que el 60% restante está en manos de Daval, sociedad constituida por el patriarca junto a su hija María José.

Fuentes cercanas a los hijos discrepantes han explicado a Europa Press que dichas peticiones las han realizado con el objetivo de profesionalizar la gestión de la empresa, con lo que, según han señalado, siguen las instrucciones de su padre en 2010.

En la junta celebrada en febrero de 2010 se acordó la disolución del consejo de administración --integrado por el presidente, David Álvarez, sus siete hijos y un consejero independiente-- y la designación como administradores solidarios de David Álvarez y de su hija María José.

Los cinco hijos solicitarán además la modificación del actual régimen de los administradores solidarios por el de un consejo de administración y el cese de los actuales administradores solidarios y el nombramiento de los nuevos consejeros que formarán parte del máximo órgano de gobierno de la compañía.

Asimismo, demandarán en la junta abordar las relaciones contractuales de todo tipo entre Daval Control y Eulen y sus empresas participadas desde la constitución de la primera, así como los posibles conflictos de intereses.

VEGA SICILIA PLANEA REPARTIR DIVIDENDOS

Tras la junta de Eulen, los Alvarez se volverán a ver en la de El Enebro, la sociedad patrimonial de la familia, a su vez titular de Bodegas Vega Sicilia y Valles de Esla, en la que se abordará la posibilidad de repartir dividendos con cargo a reservas voluntarias.

En concreto, los accionistas abordarán esta decisión en la junta que tendrá lugar el próximo viernes, 27 de junio en primera convocatoria o al siguiente día hábil, 30 de junio, en segunda, después de que Eulen y El Enebro se hayan puesto de acuerdo en debatir la conveniencia o no de distribuir una renumeración a los accionistas, según han informado a Europa Press en fuentes conocedoras de la situación de la compañía.

Esta decisión da una tregua en la 'guerra' interna que mantiene desde unos años la familia Alvarez, que por primera vez en mucho tiempo adopta una postura común en El Enebro, en la que los hijos 'díscolos' del presidente de Eulen, David Alvarez, cinco de los siete que tiene, controlan el 70% del capital, mientras que el 30% restante sigue en manos de su padre y sus otros dos hijos, María José y Jesús David.

El posible reparto de dividendos en El Enebro, en caso de aprobarse, coincide con el 150 aniversario de la bodega Vega Sicilia, que ha destinado 800.000 euros a reorganizar su estructura con una nueva marca e identidad corporativa, que bajo el nombre 'Tempos Vega Sicilia' identificará a todos los vinos del grupo.

El objetivo de la bodega, que no descarta futuras adquisiciones en Estados Unidos y Francia, es reorganizar y ordenar el grupo manteniendo la misma filosofía bajo una nueva identidad tras el crecimiento y la expansión internacional de la compañía, con la incorporación de nuevas bodegas.

La petición de dividendos se ha introducido como punto adicional en el orden del día de la junta de accionistas, que abordará además las cuentas anuales del ejercicio 2013 y la gestión del órgano de administración, así como la renovación o sustitución de auditores, tanto de la empresa individual como del grupo consolidado.