Los consumidores no ven un futuro optimista y la confianza baja en julio

Hábitos de consumo

economia

| 03.08.2016 - 13:57 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El deterioro de las expectativas que tienen los consumidores sobre el futuro de la economía y del mercado laboral ha provocado que el indicador de confianza de julio haya retrocedido y siga por debajo de los 100 puntos, terreno de percepción negativa del que no ha salido desde enero de 2015.

El Indicador de Confianza del Consumidor (ICC) que elabora el CIS mensualmente revela que la confianza de los consumidores ha caído un 11,4% en los últimos doce meses y que son más los ciudadanos que creen que la situación económica irá a peor en los próximos seis meses que los que opinan lo contrario.

POR FALTA DE EMPLEO

De hecho, el 33% de los encuestados afirma que las dificultades para encontrar un puesto de trabajo o para mejorarlo serán mayores en el futuro y el 24% indica que no variarán. El ICC se situó en julio en 94,8 puntos, 10,8 puntos menos que en julio de 2015 y por debajo del nivel de los 100, que indica una percepción negativa.

Y es que aunque este índice ha subido y bajado mensualmente en el último año, lo cierto es que desde enero de 2015, un mes después de las elecciones generales del 20 de diciembre, no ha superado la barrera del optimismo.

El nuevo descenso de la confianza en julio es consecuencia sobre todo del desplome del indicador que mide las expectativas futuras ya que la encuesta del CIS refleja, por ejemplo, que el número de los consumidores con intención de adquirir bienes duraderos no supera a los que sí tienen intención de realizar este tipo de gasto.

Además, la mayoría, el 59%, cree que sus posibilidades de ahorro durante el próximo año serán iguales y un 25% las considera menores. También se muestra pesimista respecto al precio de la vivienda y el 84 % de los preguntados cree que subirá o se mantendrá igual.

El indicador que analiza las expectativas futuras retrocedió en julio un 15% respecto al mismo mes de 2015 y no ha podido compensar la mejoría que ha anotado el índice que mide la situación actual, y que ha subido 2,6 puntos respecto a junio. Sin embargo, en los últimos doce meses la percepción de los consumidores sobre la situación actual ha descendido el 7,2%.

Así, mientras el 37% cree que la situación económica es peor que hace seis meses, el 36,6% la ve igual y el 24% mejor. Los encuestados que tienen una peor percepción de la situación actual de sus hogares la achacan a la posibilidad de quedarse en paro y a la de disminuir los ingresos familiares.

Cuatro de cada diez encuestados afirman llegar justos a fin de mes, todavía el 17,7% señala que le resulta difícil y que ha tenido que contraer deudas o echar mano de sus ahorros. La percepción sobre el mercado laboral, aunque ha mejorado en julio respecto al mes anterior, registra una valoración 8,2 puntos más baja que hace un año y el 76,2% de los encuestados indica que actualmente el número de personas de su entorno que están en paro y buscan trabajo es el mismo que hace seis meses.

El 23,6% opina que la situación en España para encontrar un puesto laboral es mejor que hace seis meses, frente al 32,8% que dice que es peor y al 38,6% que la considera igual.