La tasa de absentismo laboral sube en España hasta el 4,8%

Supone unos costes directos por contingencia común de 5.993 millones a la Seguridad Social y de 5.065 millones a las empresas

La tasa de absentismo es mayor en las mujeres que en los hombres, y es mayor en Servicios que en Industria y Construcción

economia

| 14.06.2017 - 12:49 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

La tasa de absentismo laboral repuntó en 2016 por tercer año consecutivo al situarse en el 4,8%, situándose en niveles de 2009, y coincidió con los primeros síntomas de mejoría económica. En concreto, el crecimiento del absentismo es más pronunciado que la recuperación económica porque crece a mayor ritmo. Así se desprende del VI Informe Adecco sobre Absentismo, presentado este miércoles por el director de Asesoría Jurídica del Grupo Adecco, Javier Blasco, quien explicó que el repunte obedece a que en España hay un "absentismo estructural", a lo que se suma la "correlación" del absentismo y de la mejora de la economía y del empleo.

Sólo en 2016 el absentismo laboral supuso unos costes directos de 5.993 millones de euros a la Seguridad Social por prestaciones económicas y de 5.065 millones a las empresas por el abono de la prestación económica en los primeros días de baja.

El informe, realizado por Adecco en colaboración con Garrigues, Fremap, la Universidad Carlos III, AMAT, la UNED y la Asociación española de especialistas en Medicina del Trabajo, señala que el factor determinante de la tasa de absentismo es el número de horas no trabajadas por Incapacidad Temporal (IT), que creció un 6%.

En concreto, el coste total del absentismo por incapacidad temporal o contingencias comunes ha aumentado un 10,91% en el último año y ha supuesto casi 68.500 millones de euros. De estos, un 35% son irregulares y suponen un coste por trabajador a la empresa de 482 euros anuales. La incapacidad temporal ocasionó durante el año pasado 31,8 procesos y 1.266 días de baja por cada 100 trabajadores, de los que un 86% se derivan de procesos de contingencia común.

En esta línea, Adecco ha dejado claro que el coste de oportunidad en términos de la producción de bienes y servicios que se dejaron de producir ascendió a 57.352 millones de euros en 2016. Concretamente, en 2016 se produjeron en España 4,2 millones de procesos de incapacidad temporal por contingencias comunes, un 8,55% más que en 2015.

Además, ha apuntado que en el periodo 2000-2014 se produjo una reducción gradual del número de horas pactadas por trabajador, con 1.793 horas en 2014, un 6,5% menos que en 2000. Este indicador, que bajó en todos los años y que se estabilizó en 2015, descendió en 2016, hasta volver a bajar y marcar el mínimo de la serie histórica.

POR COMUNIDADES Y POR SECTORES

Las horas efectivas trabajadas bajaron en todas las comunidades autónomas a excepción de la Comunidad Valenciana, Cantabria, Canarias y Asturias. Sin embargo, las comunidades autónomas que registraron más horas fueron Baleares, Madrid, Cantabria, Canarias, Galicia y Murcia.

Por sectores, la tasa de absentismo en 2016 fue del 5% en Servicios, del 4,8% en Industria y del 3,1% en Construcción. Además, durante este año la tasa de absentismo por incapacidad temporal ha mostrado un comportamiento diferenciado en 2016, ya que ha sido el que menos ha crecido, lo que, según Blasco, "es una buena noticia".

Según Adecco, existe una necesidad de "racionalizar los horarios laborales y mejorar los sistemas y prácticas de flexibilidad horaria y de calendario laboral que faciliten la conciliación de vida laboral y personal".

La tasa de absentismo es mayor en las mujeres que en los hombres, justificado por la mayor asunción de las responsabilidades familiares en la sociedad actual por parte de estas.

PROMOVER MEDIDAS DE CONCILIACION

En este sentido, Adecco considera que sería adecuado promover medidas de conciliación para los trabajadores en general, independientemente del género, que consignan la equiparación real de todos en el mercado laboral.

Ante esta situación, Adecco ha afirmado que la disminución del impacto en la incapacidad temporal pasa por minimizar los días de baja en los procesos de los trabajadores de más de 49 años y ha señalado que es necesario desarrollar nuevas políticas dirigidas a optimizar la salud, la seguridad y la empleabilidad, ya que contribuyen a una transición activa hasta la jubilación.

Desarrollar incentivos para que desde las empresas se implementen programas de promoción de la salud y de prevención de trastornos musculo esqueléticos o establecer programas asistenciales específicos, son otras claves a tener en cuenta para Adecco.