La recuperación económica alemana llena las arcas públicas

economia

| 01.09.2011 - 13:04 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La recuperación económica de Alemania y, sobre todo, el fuerte crecimiento registrado en el primer trimestre de este año están llenando las arcas públicas y han generado una fuerte reducción del déficit público que, en el primer semestre de año se situó en el 0,6 % del PIB.

Así lo anunció hoy la Oficina Federal de Estadística (Destatis) que subrayó que se trata de la cuota de déficit más baja desde la primera mitad de 2008, antes de producirse la crisis financiera y económica mundial.

En el primer semestre de 2010 el déficit de Alemania alcanzaba el 3,1 % del PIB y en el segundo semestre se disparó incluso hasta el 5,4 %, rebasando con claridad el límite impuesto por el Tratado de Maastrich.

En términos absolutos el déficit bajó de 42.800 millones de euros hace un año a 7.200 millones de euros.

El objetivo del gobierno es terminar el año con un déficit del 1,5 % del PIB, lo que ha sido calificado por el Bundesbank de realista siempre y cuando no surjan gastos imprevistos, derivados de la crisis de la deuda en la eurozona.

Para 2014, el ministro de Finanzas, Wolfgang Schäuble, se ha puesto como meta lograr un presupuesto equilibrado para responder a la exigencia del freno a la deuda, consignado en la Constitución alemana desde 2009.

En la primera mitad del presente año el Estado alemán tuvo unos ingresos de 562.300 millones de euros, unos 31.900 millones de euros más que en el mismo semestre de 2010, lo que supone un incremento del 6 %.

En el primer trimestre del año el PIB alemán había tenido un crecimiento del 1,3 % lo que, pese a una desaceleración durante el segundo trimestre -cuando el crecimiento sólo fue del 0,1 %- trajo consigo un aumento de los ingresos del estado así como una reducción del gasto en ayuda social y en subsidio de desempleo.

La recaudación fiscal creció en el primer semestre del año un 8,5 % en parte debido a que el impuesto a la renta y el impuesto al patrimonio arrojó ingresos que estuvieron un 9,8 % por encima del nivel de 2010.

Los gastos por pago de subsidio de desempleo, mientras tanto, bajaron un 19,4 % y por pago de ayuda social un 12,4 %. El gasto de servicio de la deuda también bajó un 3,4 %.

Mientras que, en total, los ingresos del estado crecieron un 6 % -para llegar a los 562.300 millones de euros- los gastos crecieron sólo un 0,3 % alcanzando los 569.500 millones.

La única sombra que pesa de momento sobre ese panorama es la desaceleración económica en el segundo trimestre, que fue confirmada hoy por Destatis y atribuida en buena parte a una caída del consumo interno lo que a su vez se debe a la inseguridad que produce en los consumidores la crisis de la deuda en la eurozona.

El consumo bajó un 0,7 % con respecto al primer trimestre.

Todo ello, hace que los expertos teman que la recaudación fiscal no siga subiendo de la misma forma en lo que queda del año.

Schäuble, sin embargo, restó importancia a la desaceleración que calificó de "freno a las expectativas exageradas" provocadas por el buen desarrollo del primer trimestre.

El ministro agregó que el pronóstico de crecimiento del 3,0 por ciento para 2011 sigue siendo válido.

También los expertos de Destatis, al comunicar las cifras, recordaron que, pese al débil crecimiento del segundo trimestre, con respecto a 2010 el PIB ha tenido un aumento del 2,8 % con lo que no se puede decir que la recuperación haya terminado.

...