La morosidad de los créditos se eleva al 6,5 % por primera vez desde 1995

Miguel Ángel Fernández Ordóñez (Telemadrid)

economia

| 18.07.2011 - 18:24 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Los créditos morosos de los bancos, cajas de ahorros, cooperativas y establecimientos financieros de crédito supusieron en mayo el 6,5 % del total prestado a familias y empresas españolas, una tasa que es la más alta desde el mismo mes de 1995 y que previsiblemente rebase el 7 % antes de finalizar el año.

Según los datos provisionales publicados hoy por el Banco de España, el volumen de préstamos de dudoso cobro ascendió a 117.592 millones de euros al finalizar mayo, una cantidad que creció por octavo mes consecutivo y que supone un 17,28 % más que un año antes.

En cambio, el dinero concedido a las familias y las empresas españolas bajó hasta 1,81 billones por la crisis crediticia, lo que también contribuyó al alza de la tasa de morosidad.

Los expertos consultados por Efe explican que esos dos factores -el alza de los créditos dudosos y la reducción del total prestado- contribuirán sin duda a que los préstamos morosos de la banca española superen la cota psicológica del 7 % antes de finalizar el ejercicio.

"En los cinco primeros meses la inversión crediticia de la banca ha bajado en 34.000 millones de euros, lo que equivale a un descenso del 1,9 %", advierte la experta de Analistas Financieros Internacionales (AFI) María Romero.

Por la parte de créditos morosos, los préstamos concedidos al sector constructor e inmobiliario son los que más están influyendo en el crecimiento, como también apunta el inspector en excedencia del Banco de España Rubén Manso, que dirige la consultora Mansolivar & IAX.

Según los últimos datos disponibles del Banco de España, correspondientes a marzo de 2011, la morosidad de los préstamos concedidos a las constructoras ascendía al 13,33 %, mientras que a las inmobiliarias se elevaba al 15,25 %.

Manso recuerda que muchas refinanciaciones concedidas a ese sector se están revisando ahora, lo que ayudará a elevar la tasa de morosidad al finalizar el ejercicio.

Los créditos morosos ya han crecido sustancialmente en el último año, ya que en mayo de 2010 totalizaban 100.266 millones, el 5,49 % de los préstamos concedidos.

Por entidades, los establecimientos financieros de crédito eran los que mayor tasa de morosidad seguían sufriendo, ya que tenían prestados en mayo 3.889 millones de euros con escasas perspectivas de recuperación, que equivalían al 9,78 % del total.

En cualquier caso, ese porcentaje se ha reducido desde el 10,36 % que se anotaban los establecimientos financieros de crédito en mayo de 2010, cuando sus préstamos dudosos eran 4.370 millones.

En cuanto a los bancos, cajas de ahorros y cooperativas (que han sido agrupados por el Banco de España), los préstamos morosos ascendían en mayo a 113.086 millones de euros.

Esa cifra suponía el 6,45 % del volumen prestado, que se colocaba en 1,75 billones de euros al terminar el quinto mes de 2011.

A diferencia de los establecimientos financieros de crédito, las llamadas entidades de depósito han sufrido en el último año un fuerte incremento de su morosidad, que en mayo de 2010 era de 95.291 millones, el 5,4 % del total del dinero prestado.