La exportación agroalimentaria como ejemplo para salir de la crisis

economia

| 20.05.2013 - 13:08 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

Los ministros de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, y de Economía y Competitividad, Luis de Guindos han presentado el plan de apoyo a la internacionalización del sector agroalimentario, que han puesto como ejemplo de los esfuerzos de la economía española para salir de la crisis.

Según ha explicado Arias Cañete en una rueda de prensa conjunta, este plan estratégico se ha diseñado en torno a cuatro ejes: mejorar la coordinación administrativa entre las diferentes instituciones, impulsar la información y formación del sector agroalimentario, apoyar la exportación y facilitar la apertura de nuevos mercados.

Arias Cañete ha destacado que España es la octava potencia mundial en exportaciones agroalimentarias, que en 2012 superaron los 36.000 millones de euros, y que son la "punta de lanza" de la internacionalización de la economía española, aunque tiene todavía "capacidad para alcanzar mayores cotas de desarrollo comercial".

BALANCE POSITIVO

El pasado año, el sector arrojó un saldo positivo a la balanza comercial de 5.769 millones de euros, casi un 90% más que en 2011, a pesar de que las importaciones aumentaron un 1% en dicho periodo.

Por su parte, De Guindos ha subrayado que el sector agroalimentario "concreta y cristaliza" los esfuerzos de la economía española para salir de la crisis y está adaptándose "al mundo actual" con la salida a nuevos mercados.

La hoja de ruta para la internacionalización del sector agroalimentario da continuidad, según ha recordado Arias Cañete, al trabajo del grupo específico creado por el Gobierno para analizar la situación actual, que ha permitido realizar un diagnóstico de sus necesidades.

Entre estas, figura la consolidación de los mercados tradicionales y la apertura de otros nuevos, la eliminación de barreras comerciales, la coordinación entre las diferentes administraciones públicas en materia de promoción, mejorar la información disponible, aumentar la dimensión empresarial del sector y adaptar los productos a los mercados de destino.

Los citados ejes, por tanto, buscan dar respuesta a estas necesidades para conseguir una mayor eficiencia en la actividad exportadora.

En el caso de la mejora de la coordinación, se potenciará la colaboración entre Ministerio, Comunidades Autónomas y asociaciones sectoriales, para simplificar los trámites y mejorar los servicios.

En el segundo eje se incluyen los cursos especializados en internacionalización dentro del programa de alta formación que el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente desarrolla para gestores de empresas, así como facilitar plataformas de comercio electrónico y realizar estudios de potenciales mercados.

POTENCIAR LA PROMOCIÓN EXTERIOR

El relativo al apoyo a la implantación exterior prevé potenciar la promoción exterior al amparo de la Marca España, con búsqueda de sinergias con otros sectores como la gastronomía y el turismo, mejorar la disponibilidad de recursos económicos destinados a la inversión y apoyar la candidatura a licitaciones internacionales.

Por último, el cuarto eje incluye actuar para eliminar barreras, tanto arancelarias como de otro tipo, buscar acuerdos con países terceros y defender al sector español ante competencia desleal.

Arias Cañete ha recordado que el Ministerio ya ha puesto en marcha diferentes actuaciones en línea con los ejes de este plan, a las que en 2012 se destinaron 44,29 millones de euros.

Entre ellas, figuran los estudios y acciones promocionales en el exterior, como los planes China o India, y la realización de cursos de internacionalización enfocados al diseño de productos adecuados a distintos mercados y de seminarios internacionales.

Arias Cañete ha avanzado que su equipo dedicará la segunda mitad de la legislatura a la apertura de nuevos mercados, después de haber cumplido con su programa electoral en la primera mitad, en la que se ha centrado en la defensa del sector español en Bruselas y en desarrollar leyes como las de mejora de la cadena alimentaria y de integración cooperativa.

De Guindos ha añadido que España es el único país europeo que ha conseguido mantener su cuota de exportación en el actual contexto de desaceleración económica y que el sector agroalimentario es uno de los mejores ejemplos de la "ganancia de competitividad" que la economía española.