Francia e Italia vetarán las ventas en corto al descubierto, según la CNBC

Bolsa de Madrid

economia

| 11.08.2011 - 19:17 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

Los organismos reguladores de Francia e Italia vetarán hoy las ventas en corto al descubierto en las bolsas, en un intento por frenar la especulación en los mercados, según informa la cadena de televisión estadounidense CNBC.

La prohibición se hará pública tras el cierre de los mercados europeos, según fuentes gubernamentales italianas citadas por el canal especializado en información financiera.

Las ventas en corto son un mecanismo usado por los operadores de bolsa para apostar a la caída de los títulos de una compañía vendiendo acciones prestadas para después comprarlas a un precio más bajo.

Un portavoz de la Autoridad Europea de Valores y Mercados (ESMA, según su sigla en inglés) indicó también a la CNBC que se está estudiando vetar las ventas en corto en las bolsas, pero aseguró que no será "ni hoy, ni mañana ni la próxima semana".

La ESMA es consciente de los problemas de especulación que se están viviendo y los mercados están "nerviosos" al respecto, dijo el portavoz: "Hoy es Francia, antes era Grecia", añadió.

Por su parte, el periódico The New York Times aseguraba hoy en su edición digital que la ESMA ha solicitado información a los estados miembros sobre las ventas en corto.

"Estamos debatiendo con las autoridades nacionales y juntos decidiremos si necesitamos una acción coordinada", indicó una portavoz de la autoridad europea al diario neoyorquino.

La prohibición de este tipo de operaciones sería "temporal", en un intento por calmar a los mercados, según aseguraron otras fuentes anónimas citadas por The New York Times.

El último país que prohibió las ventas en corto fue Grecia, que ejecutó esa medida en la Bolsa de Atenas en abril de 2010 y durante dos meses, como parte de una estrategia para evitar maniobras especulativas y más daños al mercado.

Después de once jornadas consecutivas de caídas, las bolsas europeas cerraron hoy con ganancias de una media superior al 3 %, empujadas por las subidas de Wall Street.

Así, el parqué de Milán ganó un 4,1 %, Fráncfort subió un 3,28 %, Madrid avanzó un 3,56 %, Londres ganó un 3,11 % y París lo hizo un 2,89 %.

El Parlamento Europeo dio luz verde a principios de julio a un informe sobre las ventas de activos a corto plazo, que obligará a los inversores a cubrir sus posiciones en corto al final de cada jornada bajo el riesgo de recibir multas "disuasivas" si no cumplen.