España coloca 3.982 millones de euros en letras al mayor interés desde julio

economia

| 25.09.2012 - 10:00 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El Tesoro Público ha colocado hoy 3.982 millones de euros en letras a 3 y 6 meses, por debajo del importe máximo previsto -4.000 millones-, y ha subido el interés de ambas emisiones al 1,25 % y al 2,3 %, el más alto desde el pasado mes de julio. De los 3.982 millones de euros adjudicados hoy, 1.398,91 han sido a tres meses, con una rentabilidad del 1,25 %, por encima del 0,988 % anterior y el más elevado desde julio, y otros 2.583,62 millones al 2,3 %, también por encima del 2,1 % precedente y de nuevo el más elevado desde haces dos meses.

La demanda de las entidades ha sido de 9.337 millones de euros, con lo que el ratio de cobertura, que es la proporción entre la demanda y el importe finalmente adjudicado, ha sido alta, de 2,3 veces. La de hoy ha sido la última subasta del mes y la tercera después de que el Banco Central Europeo (BCE) anunciara su intención de comprar deuda soberana en el mercado secundario, aunque ayer el organismo comunicó que no ha efectuado compras, con lo que suma ya veintiocho semanas consecutivas sin hacerlo.

El anuncio del BCE permitía a España saldar las dos últimas emisiones con menores intereses, algo que no se ha repetido hoy y que contrasta con la colocación de deuda a estos plazos que realizó ayer el Tesoro francés. La emisión francesa de ayer de títulos a tres y de seis meses se resolvió con un interés negativo, es decir, que los inversores tendrán que pagar un rendimiento, aunque muy reducido al Estado francés.

En el mercado secundario, la prima de riesgo de España, que mide los recelos de los inversores ante el país, subía tras la emisión hasta 422 puntos básicos, diez más que en la apertura de la sesión. El rendimiento del bono español a diez años, cuyo diferencial con el alemán del mismo plazo mide el riesgo país, superaba el 5,7 %, por encima del 5,673 de primera hora.

La próxima emisión que tiene pendiente el Tesoro será el 4 de octubre, de bonos de los que aún no se conocen ni los plazos ni los importes previstos.