El déficit del Estado se modera al 4,13% del PIB hasta octubre

La Seguridad Social registra un saldo positivo de 2.889 millones hasta octubre por las aportaciones estatales

Secretaria de Estado de Presupuestos, Marta Fernández Currás

economia

| 27.11.2012 - 12:28 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El Estado registró un déficit de 43.374 millones de euros hasta octubre en términos de Contabilidad Nacional, el 4,13% del PIB, según los datos ofrecidos por la secretaria de Estado de Presupuestos, Marta Fernández Currás.

La cifra supone un aumento del 9% en comparación con el año anterior, pero se modera ligeramente respecto a los datos de septiembre, cuando el saldo del Estado alcanzó el 4,39% del PIB.

En términos homogéneos, el déficit registrado en los diez primeros meses se queda en el 3,92% del PIB, cifra que adelantó el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, la semana pasada.

El déficit hasta octubre fue consecuencia de unos pagos que se situaron en 132.153 millones de euros, un 4,9% más, mientras que los ingresos sumaron 88.779 millones de euros, lo que supone un aumento del 3%.

Currás ha destacado que por segundo mes consecutivo se ha reducido el déficit del Estado. "Este es el dato fundamental", ha dicho la secretaria de Estado, quien ha asegurado que el déficit se ha moderado en más de 2.700 millones respecto al mes pasado.

El objetivo pactado con Europa es un déficit del 4,5% para el Estado y del 6,3% para el conjunto de las administraciones públicas, después del margen de un punto más dado por Bruselas.

Los 43.374 millones de euros de déficit son resultado de unos recursos no financieros de 88.779 millones de euros (+3%) y unos empleos no financieros de 132.153 millones (+4,9%).

Además, Fernández Currás indicó que en términos homogéneos, sin tener en cuenta los adelantos de transferencias realizadas a otras administraciones, el déficit del Estado se sitúo en el 3,92%.

"Estamos en la línea comprometida por el Gobierno", dijo la responsable de Presupuestos, quien quiso dejar claro no es un "ejercicio de voluntarismo", pues se trata de un "registro cierto y efectivo", gracias a las iniciativas adoptadas tanto por vía de ingresos como de gasto.

Respecto a las comunidades autónomas, se mostró confiada en que también cumplirán porque están aplicando los planes económico-financieros y las medidas de ajuste comprometidas en la mayoría de los casos.

INGRESOS

Los ingresos no financieros totales (antes de descontar las transferencias de impuestos a las administraciones territoriales), alcanzaron entre enero y octubre los 183.431 millones de euros, un 19,2 % más que un año antes.

En concreto, los ingresos impositivos bajaron un 0,1%, hasta los 142.082 millones. Los ingresos por impuestos directos y cotizaciones sociales se situaron en 80.551 millones, un 2,9% más que hace un año.

La recaudación por IRPF subió un 1,2%, hasta los 60.237 millones de euros, y por el Impuesto sobre Sociedades aumentó un 10,5%, hasta los 17.303 millones.

En el caso de los impuestos indirectos la recaudación bajó un 3,9% entre enero y octubre, hasta los 61.531 millones.

Cabe destacar la caída del 3,6% en el IVA, con 43.865 millones de euros. Sólo en octubre, la recaudación por este impuesto subió un 5,4%, con 7.750 millones, cuando ya van dos meses con la subida de tipos que entró en vigor a primeros del mes de septiembre.

Por su parte, los impuestos especiales cayeron un 5% en los diez primeros meses del año, hasta los 15.201 millones. En el Impuesto sobre hidrocarburos, el descenso fue del 7,9%, en alcohol y bebidas derivadas fue del 2% y en labores del tabaco, del 4,5%.

GASTOS

Por su parte, en los diez primeros meses del año los pagos no financieros del Estado sumaron 127.413 millones de euros, un 6,2% más que en el mismo periodo de 2011.

En este sentido, cabe destacar el incremento del 16,2% en los gastos financieros, es decir, intereses de la deuda, hasta los 25.362 millones de euros.

Además, los gastos de personal repuntaron un 1%, hasta totalizar 21.828 millones.

Los pagos por transferencias corrientes crecieron desde 61.289 millones el año pasado a 70.907 millones en este.

De esa cifra, 20.470 millones correspondieron a las comunidades autónomas, un 53,8% más que hace un año. A la Seguridad Social, las transferencias crecieron un 19,4%, hasta los 8.238 millones.

SALDO POSITIVO EN LAS CUENTAS DE LA SEGURIDAD SOCIAL

Por su parte, las cuentas de la Seguridad Social arrojaron un saldo positivo de 2.889,64 millones de euros hasta octubre gracias a las aportaciones del Estado, que ha transferido ya al sistema el 96,27% de lo programado, según datos difundidos este martes por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social.

El secretario de Estado de Seguridad Social, Tomás Burgos, ha señalado que las transferencias del Estado, que a finales de octubre alcanzaron los 8.537,6 millones de euros, han tenido un "impacto lógico" en el balance del mes, una tendencia "prevista" que, según Burgos, "no impide en absoluto que el sistema siga haciendo frente a sus obligaciones".

"(La Seguridad Social) dispone de recursos a su alcance para seguir trabajando con normalidad", ha añadido Burgos. En términos homogéneos, sin el efecto del adelanto de las transferencias, el sistema presentaría un saldo positivo de 1.742,08 millones de euros, el 0,14% del PIB.

El superávit de 2.889,6 millones de euros obtenido por la Seguridad Social hasta octubre equivale al 0,27% del PIB y es un 53,4% inferior al del mismo periodo de 2011, cuando el saldo positivo del sistema alcanzó los 6.206,5 millones de euros.

El saldo positivo del sistema fue resultado de unos ingresos por valor de 100.120,8 millones de euros, un 0,7% menos, y unos gastos por importe de 97.231,2 millones de euros, un 2,7% más que en el mismo periodo de 2011.

En términos de caja (cobros y pagos efectivamente realizados), los ingresos sumaron 95.687 millones de euros (-1,3%) y los pagos totalizaron 97.063 millones de euros (+2,7%), lo que arroja un déficit de 1.375,9 millones de euros.

Los gastos pendientes de imputación presupuestaria a esta fecha alcanzan un importe aproximado de 900 millones de euros, fundamentalmente relacionados con la incapacidad temporal.