Burgos anuncia posibles "tensiones de liquidez" en la Seguridad Social

El Gobierno usará el fondo de reserva si fuera necesario

economia

| 05.06.2012 - 15:53 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El secretario de Estado de Seguridad Social, Tomás Burgos, ha afirmado hoy que se pueden producir "importantes tensiones de liquidez" dentro de la Seguridad Social en los próximos meses, aunque ha subrayado que será un hecho coyuntural y no hay que confundirlo con la viabilidad del sistema.

Durante su comparecencia ante la Comisión del Pacto de Toledo en el Congreso de los Diputados, Burgos ha dicho que pueden producirse desajustes financieros porque la Seguridad Social paga puntualmente "mes a mes", pero no cobra por igual los recursos que se le devengan.

Según ha explicado Burgos, y con datos a 25 de mayo, la rentabilidad acumulada a precio de mercado del Fondo de Reserva, la conocida como hucha de las pensiones, ha descendido al 3,82 %, frente a la del 3,84 % que tenía en el mismo período de 2011.

Asimismo, ha agregado que los aplazamientos del pago de cuotas de las empresas a la Seguridad Social también introducen un elemento de "cierto desajuste" a la hora de establecer un flujo continuado de ingresos y gastos que permitan la sostenibilidad del sistema.

Burgos se ha referido a que en los últimos años se han producido "insuficiencias" de financiación en las prestaciones de nivel no contributivo "que han crecido de forma muy importante".

En este sentido, ha insistido en que estas prestaciones deberían financiarse con aportaciones del Estado según el criterio fijado por el propio Pacto de Toledo en el año 2000, pero que en 2012 todavía hay parte "importante" que paga la Seguridad Social.

No obstante, ha recalcado en que confundir dicha tensión puntual de la tesorería de la Seguridad Social, que ha reiterado, es "puntual" y coyuntural, con la sostenibilidad estructural del sistema sería mezclar "churras con merinas".

Por ello, ha afirmado que "no hay riesgo", pero que la sostenibilidad depende de lo que se haga en los próximos años ante los desafíos económicos y demográficos.

"Un sistema como el español no se sostiene con voluntarismo", ha subrayado Burgos, y menos "exigiendo lo que no puede dar", ni adoptando medidas sobre la base de conveniencias coyunturales y no afrontar las consecuencias del coste efectivo de esas medidas.

Cuando se habla del coste en prestaciones no se trata de un gasto coyuntural, ha precisado el secretario de Estado, ya que se consolida y se acumula hacia el futuro proyectando el gasto a veces "de forma importante".

Por ello, ha dicho que en momentos de dificultad como el actual, "se exige" del sistema "especial prudencia", ya que "no hay prestaciones que se puedan incorporar" sin un coste creciente que, o bien es asumible, o de lo contrario el sistema acabará en "colapso" o "inviabilidad".

Por ello ha considerado necesario actuar con "prudencia y buen sentido sin concesiones al oportunismo y la demagogia".

Burgos se ha referido a las nuevas previsiones demográficas y económicas de la UE y ha dicho que sitúan la sostenibilidad del sistema español en un escenario "similar o incluso mejor" que en otros países del entorno.

Asi, ha añadido, la viabilidad financiera del sistema puede estar asegurada si se actúa "de forma precisa y adecuada", y para ello ha dicho que el consenso "es clave".

Ha insistido en la necesidad de que la Seguridad Social se "libere" de la financiación no contributiva y ha indicado que ello, junto a la recuperación económica "que devuelva el nivel de cotizaciones a la senda que se precisa" hará que se pueda mirar el futuro con prudencia pero con satisfacción.

"Gozamos de un sistema que puede recuperar con facilidad el desgaste sufrido en la crisis" y que todavía tiene "razonables fortalezas" y un fondo de reserva que tiene garantizadas las pensiones en el presente.

EL GOBIERNO USARÁ EL FONDO DE RESERVA SI FUERA NECESARIO

El Gobierno usará el fondo de reserva de la Seguridad Social este año, si eventualmente se produce un desfase de tesorería que haga que su aplicación sea "conveniente y oportuna", según ha dicho hoy el secretario de Estado de Seguridad Social, Tomás Burgos.

En declaraciones a los medios, tras comparecer en la Comisión del Pacto de Toledo, Burgos no ha descartado la posibilidad de usarlo este año, porque "de hecho", ha dicho, el fondo de reserva ya cumple con los requisitos para ser utilizado.

En este sentido, ha precisado que según las disposiciones que regulan el fondo se establecen tres semestres consecutivos de déficit "y eso ya se da", aunque no se haya utilizado.

Burgos ha reiterado que el fondo de reserva sería el último recurso, ya que "para eso está", y que, por tanto, no hay que dramatizar porque hoy por hoy no es el escenario que se plantea el Gobierno.

Ha recordado que se creó precisamente por si se daban coyunturas económicas adversas y ha subrayado que, después de cuatro años de crisis, todavía no se ha usado y que se está invirtiendo en compra de deuda pública española.